Narbona advierte sobre las 9 regiones que incumplen la exigencia del canon de depuración

0
17
17

La ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, advirtió en Zamora de que nueve Comunidades Autónomas, entre las que citó Castilla y León y Extremadura, incumplen aún la obligación de establecer un canon de depuración de aguas que exigió la Unión Europea en el año 1995.

Narbona, que asistió en Zamora a un congreso sobre el Duero y la presentación de la memoria de la Confederación Hidrográfica del Duero de los dos últimos años, aseguró que es 'imprescindible' que todas las Comunidades Autónomas 'se pongan al día' en el cumplimiento de esta exigencia, ya que es un requerimiento de la UE.

Sobre este asunto, el consejero de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, a preguntas de los periodistas, aseguró que 'la voracidad fiscal de los socialistas siempre es conocida, y allí donde van siempre van pidiendo que pongamos nuevos impuestos' y aseguró que es cierto que en Castilla y León los impuestos son 'algo más baratos' que en el conjunto de España.

La ministra de Medio Ambiente aclaró que, pese a este incumplimiento, su departamento continuará con la cofinanciación de los proyectos de depuración de aguas residuales que acometan los gobiernos autonómicos, que 'son los que tienen las competencias en la materia'.

Agregó que las actuaciones que en este campo acometa el ministerio se recogerán en un nuevo plan nacional de depuración de aguas residuales en el que ya trabaja Medio Ambiente.

El Gobierno pretende aprobar este plan a finales de año, aunque está a la espera de que las Comunidades autónomas remitan información sobre la depuración de aguas residuales y sus planes regionales para adaptarlos al plan nacional.

La ministra pretende que en el año 2015 los ríos españoles se encuentren en un 'buen estado ecológico' lo que significa que los cauces de agua dulce tendrán 'capacidad de generar vida'.

Para ello, se alcanzarán acuerdos puntuales con empresas para reducir gradualmente la contaminación y los vertidos y se aplicarán las sanciones en esta materia previstas en la legislación, según precisó Narbona.

Las medidas que se adoptarán se inscriben dentro del programa Actuaciones para la Gestión y Utilización del Agua (AGUA) promovido por el Ministerio de Medio Ambiente y basado en la Directiva Marco europea y el resto de legislación comunitaria referida a calidad del agua y cuidado del medio ambiente.

El programa se basa en una nueva cultura del agua que la concibe no como un bien comercial, sino como un patrimonio que hay que defender y proteger, tanto en cantidad como en calidad.

Para conseguir este objetivo, se promoverá una política integrada de las aguas que atienda a la vulnerabilidad de los ecosistemas acuáticos y se apostará por la participación pública, con la vinculación de los ciudadanos en la toma de decisiones sobre temas de agua.

Comentarios