La Generalitat Valenciana pondrá en marcha en 2011 actuaciones de tratamiento de agua por valor de 308 millones de euros

0
258
258

El conseller de Medio Ambiente, Agua, Urbanismo y Vivienda, Juan Cotino ha anunciado, tras el consejo de Administración de la Entidad de Saneamiento celebrado esta mañana, que durante 2011 se van a desarrollar 47 actuaciones que tienen un presupuesto global de 308 millones de euros.

"Durante el próximo año -ha continuado el vicepresidente- a pesar del contexto económico que padecemos, la Generalitat mantiene su compromiso con el medio ambiente depurando y reutilizando las aguas residuales y pondrá en marcha 17 nuevas actuaciones para lograr este objetivo y finalizará 27 que ya se encuentran en ejecución".

Entre las actuaciones más destacables que se iniciarán en el próximo ejercicio destaca la ampliación de la planta potabilizadora La Presa de Manises. La ejecución de este proyecto cuenta una inversión de la Generalitat de 32,5 millones de euros y permitirá mejorar la calidad de agua de consumo de la ciudad de Valencia y su área metropolitana.

La Presa es una de las mejores instalaciones de potabilización de España y abastece en la actualidad, junto a la planta de Picassent, a alrededor de 1.500.000 habitantes de la ciudad de Valencia y de su área metropolitana. Las obras de ampliación consistirán en el aumento de la capacidad de tratamiento de la estación para garantizar las necesidades de la población en los días de mayor consumo. Asimismo, la ampliación de la potabilizadora permitirá mejorar las características organolépticas, sobre todo, el sabor, del agua de consumo de Valencia y su área metropolitana.

Otra de las actuaciones que la EPSAR va a poner en marcha el próximo año es la estación depuradora y los colectores de Peñíscola. Una instalación que tendrá un presupuesto de 29 millones de euros y tratará cerca de 18.000 metros cúbicos diarios y también contará con tratamiento terciario.

Además, se iniciarán 15 actuaciones más entre las que se incluyen la construcción de nuevos colectores generales o mejora de la red de saneamiento de diferentes municipios o depósitos de abastecimiento y la reforma o ampliación de algunas instalaciones ya existentes.

Por lo que respecta a la conclusión de proyectos, Juan Cotino ha anunciado que durante 2011 está prevista la finalización de 27 obras que suman una inversión cercana a los 143 millones de euros. Algunas de las obras que finalizarán en 2011 serán la EDAR y los colectores de Moncofa; la mejora de la EDAR de Sueca, la modernización de regadíos tanto de Antella como de Villanueva de Castellón o la nueva potabilizadora de Loriguilla.

Por último, durante el próximo año continuarán ejecutándose obras puestas en marcha en el ejercicio anterior como los colectores generales y la nueva estación depuradora de Alcalà de Xivert, el recubrimiento de la acequia de Sollana en Algemesí, el sistema de saneamiento, depuración y reutilización de Alacantí Sur y los colectores y la nueva estación depuradora del municipio de Benicarló.

Aprobación del plan 100x75

El Consejo de Administración de la Entidad de Saneamiento ha aprobado el plan 100x75 que permitirá depurar el 100% de las aguas residuales de la Comunitat Valenciana, así como reutilizar el 75% de las aguas tratadas, es decir, el máximo técnicamente posible.

El plan 100x75 contempla la ejecución de 82 obras que la Generalitat contratará mediante concesión de obra pública con un coste total de 483 millones de euros. Estas actuaciones supondrán la creación de 3.350 puestos de trabajo, de los que 350 se crearán para la explotación de las instalaciones previstas por lo que serán estables.

Congelación del canon por segundo año consecutivo

Por otro lado, el vicepresidente Juan Cotino, ha anunciado esta mañana que el consejo de Administración de EPSAR, ha decidido congelar las tarifas del canon de saneamiento por segundo año consecutivo con el fin de que las familias y las empresas no vean incrementadas sus facturas.

Según ha explicado Cotino, "nos encontramos en una situación económica complicada y por lo tanto las familias valencianas necesitan que se les apoye con medidas que no repercutan en un incremento de sus gastos. Desde el Gobierno valenciano estamos convencidos de que la solución pasa por rebajar las cargas a las familias que más lo necesitan y a las empresas que deben recuperarse para continuar generando empleo y riqueza".

De este modo, con las tarifas actuales una familia que viva en un municipio de más de 100.000 habitantes y que consuma una media de 40 metros cúbicos por trimestre pagará, durante el próximo año, 0.24 euros al día como máximo. Esta pequeña cantidad contribuye a garantizar la disponibilidad de recursos económicos para que todas las aguas residuales de la Comunitat estén correctamente tratadas.

Fuente.- Generalitat Valenciana

Comentarios