El MARM edita un plano explicativo del Camino Natural del Valle de Lozoya

0
199
199

El Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino ha editado un plano con la descripción del Camino Natural del Valle de Lozoya, en la Comunidad de Madrid, la cartografía necesaria para realizar su recorrido y las recomendaciones para aprovechar esta experiencia. Esta publicación forma parte de la Guía de los Caminos Naturales de España, que el MARM está incluyendo como separata coleccionable en su revista "Desarrollo Rural y Sostenible".

El plano de esta ruta, que tiene 47,8 kilómetros de longitud, señala los edificios de interés que se encuentran a lo largo del camino, incluyendo información sobre los monumentos, su dificultad y sus desniveles. Para su recorrido completo, recomienda distribuirlo en dos jornadas de seis y cinco horas cada día.

El Camino Natural del Valle de Lozoya se localiza en el Valle del Alto Lozoya, en la sierra de Guadarrama, al Noroeste de la Comunidad de Madrid. El recorrido propuesto ofrece al viajero la posibilidad de acercarse a conocer la vertiente sur del Guadarrama, un valle salpicado de ermitas ocultas entre pinares centenarios, que cuenta con la presencia constante del río Lozoya y una rica biodiversidad en la que destacan especies tan amenazadas como el águila imperial o la Graellsia, una mariposa nocturna única en el mundo.

El caminante comienza en el Puente del Perdón, situado frente al Monasterio de Santa María e El Paular, en el municipio de Rascafría. Tras cruzar el puente, la ruta se adentra en una alameda, para continuar atravesando fincas de cultivo y prados ganaderos hasta llegar a la localidad de Rascafría.

Una vez allí, se cruza el arroyo Artiñuelo y se prosigue en paralelo al arroyo por la Avenida de los Cascajales. En Oteruelo, el camino se bifurca, ofreciendo al viajero la posibilidad de seguir hasta Alameda del Valle, o continuar el sendero principal hacia la ermita de Santa Ana.

Después se bordea el río Lozoya y seguidamente se puede observar el puente medieval de Matafrailes. El trazado prosigue por la Garganta de los Montes, donde la elevación del terreno permite contemplar el embalse del río Sequillo. Finalmente, el caminante se puede dirigir hacia El cuadrón y visitar la ermita de los Prados.

Desde 1993, el Programa de Caminos Naturales del MARM tiene como objetivo la recuperación de antiguas infraestructuras como las líneas de ferrocarril, vías pecuarias y caminos tradicionales, para el uso y disfrute del ciudadano. Además, los Caminos Naturales se integran en la Red Nacional de itinerarios autorizados que impulsa el MARM.

La finalidad de esta iniciativa es conseguir que el ciudadano se acerque al medio rural para descubrir la biodiversidad y el patrimonio natural; así como dar a conocer los pueblos, monumentos, tradiciones y gentes que componen el paisaje cultural de España.

La construcción de Caminos Naturales, en la que el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino viene trabajando desde hace más de quince años, a través de un Programa específico, constituye una iniciativa que permite no solo ofrecer a la población un especial atractivo para la práctica de actividades vinculadas con la naturaleza y con la salud, como el senderismo o el turismo ecológico, sino que supone un instrumento de impulso del desarrollo rural sostenible, potenciando la diversificación económica y la dinamización social del medio rural, permitiendo llegar a aquellas áreas cuyo acceso por otros medios resulta complicado.

Fuente.- MARM

Comentarios