UNICEF proporciona ayuda de emergencia a los niños somalíes ante los efectos de la sequía

0
87
87

Los niños somalíes, además de los muchos retos a los que se enfrentan, están sufriendo, en estos momentos, los efectos de la sequía debido a la ausencia de las lluvias estacionales (octubre a enero).

Para apoyar a estos niños y sus familias, UNICEF está trabajando en la provisión de ayuda humanitaria de emergencia a más de 900.000 personas a lo largo del país, suministrado servicios de agua, saneamiento, higiene, salud, nutrición y educación.

Las áreas afectadas por la sequía incluyen las regiones del Sur y Centro de Somalia y la región de Sool y Sanaag (entre Puntlandia y Somalilandia).

Crisis de alimentos: 246.000 niños severamente desnutridos

Casi 2,4 millones de personas (aproximadamente un 32% de la población) están atravesando actualmente una crisis humanitaria y de alimentos, y aproximadamente 246.000 niños se encuentran severamente desnutridos, según una evaluación reciente realizada por la Unidad de Análisis sobre Seguridad Alimentaria y Nutrición (FSNAU, en sus siglas en inglés).

UNICEF está trabajando en las áreas afectadas con aliados locales e internacionales, para rehabilitar y reparar fuentes estratégicas de agua (por ejemplo pozos y pozos de sondeo).

UNICEF abrió un nuevo pozo la semana pasada en Saddex Higlo, en el sur de Mudug, que está proporcionando agua a casi 1.000 familias. “Ahora, con el nuevo pozo, la población no tendrá que perder mucho tiempo y dinero para tener agua”, dijo Ali Dahir, Coordinador de programas de la Organización Somalí para el Desarrollo y la Ayuda Humanitaria, responsable de la perforación.

Garantizar el suministro de agua a nivel local

En su visita a Saddex Higlo, la Representante de UNICEF en Somalia, Rozanne Chorlton, dijo: “Es maravilloso ver que el problema de agua de esta zona esté resuelto, especialmente porque cualquier crisis que afecte a la población somalí es una crisis para los niños somalíes".

"Los niños son las personas más vulnerables de la sociedad y cualquier adversidad les afecta más a ellos. La actual sequía es otra tragedia que les sucede a los niños somalíes, afectados ya por el continuo conflicto y desplazamiento, pero UNICEF continuará apoyando a las comunidades para atender estos desafíos, aún cuando el acceso a las áreas en disputa hace nuestro trabajo más difícil”, añadió Rozanne Chorlton.

En las áreas afectadas por la sequía, UNICEF y sus aliados también están introduciendo un sistema de vales para permitir a las familias de bajos ingresos comprar el agua localmente. Esto no solo garantiza el suministro de agua a las familias, aún cuando los precios suben, sino que también garantiza que es apta para uso doméstico.

Además, UNICEF está apoyando la construcción de letrinas y suministrando saneamiento e higiene. En las comunidades afectadas, UNICEF está también proporcionando apoyo en intervenciones de salud y nutrición.

Fuente.- UNICEF

Comentarios