WWF felicita al MARM por dar luz verde a la recuperación de la laguna de El Tobar (Cuenca)

0
70
70

WWF felicita a la Secretaría de Estado de Cambio Climático por declarar el impacto ambiental positivo del proyecto “Recuperación de la laguna de El Tobar”, en el término municipal de Beteta (Cuenca), promovido por la Confederación Hidrográfica del Tajo y la Dirección General del Agua del MARM.

Por iniciativa de WWF, este proyecto se incluyó dentro de la Estrategia Nacional de Restauración de Ríos en la cuenca hidrográfica del Tajo, que tiene como objetivo eliminar la actual presión sobre El Tobar y el río Masegar, que nace en la propia laguna.

Hasta ahora, la laguna de El Tobar se utiliza como embalse intermedio de aguas procedentes del vecino embalse de La Tosca, antes de que lleguen a los saltos hidroeléctricos de los ríos Cuervo y Guadiela. Cabe recordar que, de manera natural, la laguna de El Tobar se alimentaba de agua de manantiales, por ello, el agua turbia procedente del embalse de La Tosca, así como el régimen artificial de entrada y salida de agua de la laguna, están afectando a su conservación.

Con esta DIA positiva, se podrá construir una canalización paralela al cauce del río (de casi 2,5 km), por la que se desviará el caudal procedente del embalse de la Tosca hasta el río Masegar, cerca de su confluencia con el Guadiela. Esto implica que el agua de dicho embalse llegará de forma más directa a la explotación hidroeléctrica, sin necesidad de pasar por la laguna de El Tobar. Además, la integración ambiental prevista por el proyecto es modélica, incluyendo una serie de medidas que minimizarán su impacto paisajístico.

Según recuerda WWF, la singularidad de la laguna de El Tobar reside en que las aguas de su fondo son de extremada salinidad, en concreto, tienen tres veces mayor contenido en sal que el agua del mar, y nunca se mezclan con las de su superficie. Esa particularidad la ha convertido en Reserva Natural de Castilla-La Mancha y espacio protegido de la Red Natura 2000 europea, así como en punto de interés didáctico y científico. De hecho, la propia Universidad de Valencia ha transmitido al Ministerio de Medio Ambiente su apoyo al proyecto de recuperación de la laguna.

Según Alberto Fernández, del Programa de Aguas de WWF, “Con la DIA se abre la posibilidad de realizar un proyecto único y emblemático. Pero aún falta otro paso definitivo: la Junta de Castilla-La Mancha debe ceder los terrenos y la Secretaría de Estado Medio Rural y Agua, del Ministerio de Medio Ambiente, tiene que dar el impulso definitivo al proyecto, aportando el grueso del presupuesto para su ejecución”.

Este proyecto de recuperación también cuenta con la aprobación ambiental de las Administraciones de Áreas Protegidas y Biodiversidad, Dirección General de Política Forestal y Dirección General de Evaluación Ambiental de la Consejería de Agricultura y Medio Ambiente Castilla-La Mancha, así como con el apoyo de la Dirección General de Medio Natural y Política Forestal del Ministerio de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino. Igualmente, la empresa hidroeléctrica afectada ha mostrado su apoyo al proyecto, ya que no afecta a su régimen de explotación.

Comentarios