¿El mejor invento contra la mortalidad infantil?

3
178
  • ¿ mejor invento mortalidad infantil?

Sobre el blog

Jose Manuel Gómez
Ambiéntologo. Trabajando en ONGAWA, Ingeniería para el Desarrollo Humano. Comunicación, sostenibilidad y desarrollo.

En tiempos en los que parece que la solución a todos los problemas de la humanidad debe buscarse en los territorios de la tecnología y la información, no deja de sorprender que para enfrentar algunos de los mayores retos globales tengamos que recurrir a algo tan poco digital como un retrete.

Pero los datos lo confirman: 1.800 millones de personas beben agua contaminada con materia fecal y cada año mueren 315.000 niños y niñas – vale la pena detenerse un instante para tratar de pensar el significado de una cifra así - por enfermedades relacionadas con la falta de agua y saneamiento. Los médicos también lo tienen claro: los lectores de la prestigiosa revista médica British Medical Journal reconocieron en una encuesta el saneamiento como el avance médico más significativo desde 1840.  Así que la solución no pasa esta vez por desarrollar sofisticados dispositivos ni nuevos materiales de propiedades milagrosas: bastaría con garantizar que las personas de todo el mundo tuvieran asegurado el acceso sostenible a un saneamiento adecuado. Algo que por otra parte está reconocido por Naciones Unidas desde 2010 como un derecho humano...

Si todo el mundo está de acuerdo en que el saneamiento es el gran invento de los últimos doscientos años, el mejor remedio contra las diarreas y las infecciones que enferman y matan a los niños y niñas de las zonas rurales de América Latina, África y Asia, ¿cuál es entonces el problema para universalizarlo? Como casi siempre en estos casos, los principales factores son la voluntad política y el compromiso internacional.

Aunque en las últimas décadas ha mejorado las cifras globales de cobertura y el saneamiento se ha incorporado con peso a la nueva Agenda de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, todavía 2.400 millones de personas esperan su turno. Se calcula que para erradicar la defecación al aire libre que realizan todavía casi 1.000 millones de personas haría falta duplicar los niveles de esfuerzo actuales.

Este sábado 19 de noviembre es el Día del Saneamiento y, aunque en ONGAWA trabajamos durante todo el año para que este derecho humano sea una realidad, esta fecha es una oportunidad para visibilizar un asunto que todavía cae del lado del tabú. El impacto que tiene disponer de un saneamiento adecuado sobre las vidas (la salud, los ingresos, la educación, y sobretodo la dignidad) de las personas nos obliga a poner el retrete bajo los focos.

Y eso queremos hacer este sábado en Madrid: formaremos una fila de gente esperando frente a una letrina junto a la Puerta de Alcalá, para recordar que en esa cola hay todavía 2.400 millones de personas, y exigir a medios y políticos que presten atención a un asunto que no puede esperar.

¿Te pones a la cola con nosotros?

Comentarios

La redacción recomienda

24 de Marzo, 2017

Un escándalo de 1800 millones destapado por ONGAWA

16 de Marzo, 2017

Un escándalo millonario: el testigo