Experiencias de sistemas urbanos de drenaje sostenible en Barcelona

0
269
  • Experiencias sistemas urbanos drenaje sostenible Barcelona
    Panorámica de Barcelona (pixabay/CC)

Sobre el blog

Roberto Soto
Arquitecto de Barcelona Gestió Urbanística, S.A. (BAGURSA). Ajuntament de Barcelona.
269

La proliferación de la construcción de viviendas, de infraestructuras del transporte y de industria somete a los terrenos a una impermeabilización severa inyectando las aguas procedentes de la lluvia a colectores o directamente por las calles, concentrando los vertidos en pocos puntos de descarga que provocan en los cauces un incremento instantáneo y desmesurado de caudales. Este flujo, o es inabarcable por una red de drenaje debido a las secciones limitadas que la hacen insuficiente para absorber estos picos o los daños se producen en los mismos terrenos urbanizados a través de inundaciones etc.

El diseño del drenaje urbano exige adoptar una visión global

La reserva de terrenos permeables dentro de las zonas a urbanizar es indispensable para garantizar un correcto drenaje urbano, de modo que las aguas que no se pueden infiltrar naturalmente,  puedan hacerlo mediante zanjas drenantes, balsas de laminado, etc. reduciendo de esta forma los caudales punta.

Por todo esto el diseño del drenaje urbano exige adoptar una visión global, que no se reduce únicamente a garantizar la evacuación de las aguas a urbanizar, sino a determinar cuál es la forma más adecuada teniendo en cuenta parámetros que habitualmente quedan al margen.

El próximo 8 de marzo ADECAGUA organiza en SMAGUA una Jornada sobre gestión de aguas de lluvia en la que realizaré la ponencia "Gestión del Drenaje Urbano: Experiencias de SuDS en la Ciudad de Barcelona"Las actuaciones que presentaremos tienen como objetivo el incremento de la disponibilidad de los recursos hídricos mediante actuaciones de reutilización a partir del control y mejora de los vertidos y la recarga de los acuíferos con aguas regeneradas, contribuyendo a disminuir la cuña salina en los límites costeros.

Urbanización en el barrio de Torre Baro

Torre Baró es un barrio de nueva creación en el que el planeamiento hace casi tabula rasa de lo existente, con una calle principal con trazado y rasantes nuevas rodeada de nuevas edificaciones, y una calle secundaria ya existente al borde de la montaña.

Topográficamente la zona más densamente construida se ubica en el área más deprimida, dejando las zonas verdes en las partes altas de la urbanización. Esta situación obliga a gestionar el agua en las zonas construidas a través de soluciones con una cierta complejidad constructiva, al disponer de poco espacio.

Uno de los objetivos de la instalación de SuDS es fomentar la retención en origen, gestionando el agua pluvial dentro del ámbito de actuación, tratando de reducir al mínimo los excedentes provocados por las lluvias más fuertes y menos habituales. 

El sistema se basa en captar (mediante filtración) y transportar las escorrentías generadas tanto en el viario como en las cubiertas de los edificios previstos, con el objetivo de conducirlas hacia el punto más bajo de la actuación, la Plaza de los Eucaliptus, para su posterior aprovechamiento en tareas municipales de riego de zonas vegetadas y limpieza viaria de la zona.

Las pendientes de calzadas y aceras dirigen la escorrentía generada en las mismas hacia dos franjas que contienen la alineación de arbolado y que son los puntos bajos de la sección de la calle, con pavimento drenante que capta, filtra y conduce el agua hacia una serie de depósitos subyacentes intermitentes. Estos depósitos están compuestos por estructuras modulares reticulares de polipropileno dada su gran resistencia y capacidad de almacenamiento (90% de huecos), que permiten el paso del agua a su través, recibiendo la escorrentía captada por su parte superior (en contacto directo, mediante una capa de gravas, con las franjas filtrantes). Están conectados entre sí por tuberías que, al ser de pequeño diámetro, favorecen la retención temporal del agua en cada uno de los depósitos, produciendo una laminación de los caudales a lo largo de todo el recorrido por la red de drenaje sostenible. A su vez, el agua recogida en las cubiertas de los edificios colindantes vierte a una serie de arquetas que conectan con los depósitos previamente descritos.

Urbanización del parque del torrente de las  monjas.

Esta actuación corresponde a un entorno forestal con un carácter residual en su estado previo, puesto que está limitada por las traseras de los edificios de la calle mayor de sarria, por el lado montaña ha quedado separada de esta por la ronda de Dalt, que por una parte corta todas las aguas de escorrentía pero por otra como decíamos en la introducción, las entuba mezclándolas con aguas negras y vertiéndolas de forma localizada a lo largo del área a tratar provocando inundaciones en la parte baja del parque.

La primera decisión importante es tratar la zona forestal como punto de infiltración del agua de escorrentía de las áreas urbanizadas colindantes, calles y edificios, puesto que tenemos la gran ventaja al contrario que en otros emplazamientos de que las zonas verdes y permeables se sitúan en los puntos bajos, funcionando como sumideros naturales.  En los momentos de tormenta el agua se acumulará superficialmente y que progresivamente irá infiltrándose en el subsuelo.

Comentarios