Aprobado el Nuevo Plan Hidrológico de la Demarcación Hidrográfica de Tenerife

0
246
  • Vertiente Norte de la Isla de Tenerife con el Parque Nacional del Teide al fondo.
    Vertiente Norte de la Isla de Tenerife con el Parque Nacional del Teide al fondo.

Sobre el blog

Yuri Rubio Mora
Yuri Rubio Mora es Ingeniero civil especializado en hidrología.
246

La Directiva Marco del Agua obliga a los Estados Miembros a la realización de un plan hidrológico de cuenca para cada demarcación hidrográfica situada totalmente en su territorio. Estos planes hidrológicos están concebidos como una de las piezas clave para la consecución de los ambiciosos objetivos recogidos en la DMA, y tal como señalan los apartados 6 y 7 de su artículo 13, regulador de los Planes hidrológicos de cuenca, deberán ser publicados a más tardar nueve años después de la entrada en vigor de la Directiva (diciembre de 2009), y se revisarán y actualizarán cada seis años.

En su aplicación a Canarias, y considerando que finalmente se identificará una demarcación por cada una de las siete islas, se ha juzgado oportuno utilizar la denominación de plan hidrológico insular.

El nuevo Plan Hidrológico de Tenerife (PHT, en adelante), ha sido aprobado definitivamente ayer día 6 de Mayo de 2015 en el Boletín Oficial de Canarias (2015/Nº085), atiende en su estructuración al carácter de “Plan de síntesis”, incluyendo la totalidad de los contenidos (incluso de su terminología) exigidos en la planificación sectorial (en especial en la Directiva Marco del Agua dentro de una estructura de proceso, metodología y articulación homologable a la planificación territorial (Directrices de Ordenación, Planes Insulares de ordenación, Planes y Normas de Espacios Naturales Protegidos…).

El PHT es un Plan de “síntesis”, integración de los enfoques sectorial y territorial de la planificación del agua

Por ello el PHT se sustancia en dos documentos diferentes, el de información (con sus planos correspondientes) y el de Ordenación, que incluye todas las determinaciones del documento de planificación: estrategia, estructura, planes de actuación y normativa fundamentalmente, y su reflejo en los planos.

El PHT responde a los requerimientos de la normativa vigente a nivel europeo, estatal, autonómico e insular, atendiendo a las nuevas disposiciones que en materia de aguas establece la DMA, la Ley de Aguas de Canarias y el Plan Insular de Ordenación del Territorio de Tenerife (PIOT).

El PHT surge como resultado de una exigencia jurídico-planificadora doble o “mandato” múltiple:

  • Una exigencia o “mandato” sectorial, a su vez con dos raíces:
    • La Ley de Aguas de Canarias, que define la figura de planeamiento del Plan Hidrológico Insular.
    • La Directiva Marco del Agua 2000/60 CE, de la Unión Europea, que establece la necesidad de elaborar Planes Hidrológicos de cada Demarcación Hidrográfica.

El ordenamiento jurídico especial de aguas de Canarias, ha sido adaptado parcialmente a la DMA, a través de la Ley 10/2010, de modificación de la Ley 12/1990, de 26 de julio de Aguas de Canarias, que procede a declarar que cada Isla constituye una Demarcación Hidrográfica, los elementos que la componen, y la designación de la Autoridad competente. Sin embargo, las cuestiones introducidas por la DMA relativas al proceso de planificación hidrológica, no han sido objeto de expresa recepción por la Ley de Aguas de Canarias, pero son aplicables a raíz de la Directriz 26.1 de la Ley 19/2003, de 14 de abril, por la que se aprueban las Directrices de Ordenación General y las Directrices de Ordenación del Turismo de Canarias, que establece que los Planes Hidrológicos Insulares, en su calidad de Planes Territoriales Especiales se adecuaran no solo a las Directrices citadas sino también a la DMA y a las normas que la transpongan.

  • Y una exigencia o “mandato” territorial, derivado del vigente Plan Insular de Ordenación Territorial de Tenerife (PIOT), que contempla dos figuras que afectan a la planificación del agua:
    • La planificación de las infraestructuras y equipamientos hidrológicos: el Plan Territorial Especial Hidrológico de Tenerife.
    • Y la ordenación del recurso “agua”: el Plan Especial de Ordenación del Agua.

El PHT es, en consecuencia un Plan de “síntesis”, integración de los enfoques sectorial y territorial de la planificación del agua y, por lo tanto superador de ambos enfoques parciales.

El PHT como “plan de síntesis” parte de cuatro “planes componentes” Plan Hidrológico Insular” (Ley de Aguas de Canarias) Plan Hidrológico de Cuenca/ (Directiva Marco del Agua 2000/60CE); Plan Territorial Especial Hidrológico de Tenerife y Plan Territorial Especial de Ordenación del Agua (PIOT), parte pues, de un sistema múltiple de criterios y objetivos, cada uno con sus respectivos enfoques (sectoriales y/o territoriales).

El Modelo de Ordenación del PHT es el instrumento conceptual global que prevé el PHT de la visión sintética de la realidad de la Demarcación Hidrológica de Tenerife.

El MOPHT define los elementos básicos que estructuran la Demarcación Hidrológica, se elabora para organizar y clasificar sus bases, componentes y relaciones y para servir de soporte a los ejes de actuación del PHT.

Se estructura de acuerdo con el siguiente esquema:

  • Base objetivos
  • Base temporal
  • Base territorial
  • Base Información y Conocimiento
  • Cuerpo de Componentes Estructurantes
  • Cuerpo de Componentes Estratégicos
  • Cuerpo de Componentes Gestión y Gobernanza

El PHT satisface los objetivos operativos de la planificación hidrológica, materializando sus directrices ejecutivas a través de los modelos específicos denominados Modelo de Masas de Agua y Recursos Hidráulicos, Modelo Funcional y Modelo Económico.

Los objetivos generales son los siguientes:

  • Asegurar la gestión integrada del ciclo del agua.
  • Proteger adecuadamente el dominio público hidráulico y las aguas de la Demarcación.
  • Asegurar la utilización más eficiente del agua, privilegiando en cada momento la implantación en la Demarcación de la mejor tecnología disponible, de forma conciliada con los marcos social, ambiental y económico.
  • Incrementar racionalmente las disponibilidades del recurso para atender las demandas.
  • Fomentar el ahorro y la racionalización en el consumo de agua.
  • Preservar la calidad de los recursos
  • Integrar los criterios ambientales en las actuaciones que incluye el PHI.

Respecto al proceso de concreción de los Objetivos Generales, el Plan contempla Objetivos específicos, para los distintos Bloques del MOPHT una vez contrastados aquéllos en cada uno de los ámbitos de formulación.

Para la consecución de los objetivos generales y específicos señalados anteriormente, el Plan Hidrológico prevé articula un CUERPO PARA LA GESTIÓN Y GOBERNANZA DEL PLAN HIDROLÓGICO DE TENERIFE, en el que se incluye la NORMATIVA, el PROGRAMA DE ACTUACIONES, el PROGRAMA DE MEDIDAS y el PROGRAMA DE CONTROL Y SEGUIMIENTO DEL PHT.

Proceso de Aprobación del PHT. Fuente: Consejo Insular de Aguas. Cabildo de Tenerife.

Comentarios