La tendencia al calentamiento prosigue: 14 de los 15 años más cálidos se han dado en este siglo

0
151
  • La Organización Meteorológica Mundial (OMM) ha clasificado 2014 como el año más caluroso del que se tenga registro, lo que se sitúa en una tendencia al calentamiento continua.
  • Después de haber reunido los principales conjuntos de datos internacionales, la OMM observó que la diferencia de temperatura entre los años más cálidos era tan solo de varias centésimas de grado, o sea, menor que el margen de incertidumbre.

Sobre la Entidad

La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) tiene por objeto el desarrollo, implantación, y prestación de los servicios meteorológicos de competencia del Estado y el apoyo al ejercicio de otras políticas públicas y actividades privadas, contribuyendo...
151

Las temperaturas medias mundiales del aire sobre la superficie terrestre y la superficie del mar en 2014 fueron superiores en 0,57 °C (1,03 °F) a la media a largo plazo de 14,00 °C (57,2 °F) del período de referencia 1961-1990. A modo de comparación cabe señalar que, según los cálculos de la OMM , en 2010 las temperaturas fueron superiores en 0,55 °C (1,00 °F) a la media y en 2005 en 0,54 °C (0,98 °F). El margen de incertidumbre se estimó en 0,10 °C (0,18 °F).

La tendencia general al calentamiento es más importante que la clasificación de un solo año", manifestó el Secretario General de la OMM, Michel Jarraud. "Del análisis de los conjuntos de datos se desprende que, en valores nominales, 2014 fue el año más cálido desde que se tienen registros, pero hay muy poca diferencia entre los tres años más calurosos", dijo el señor Jarraud.

Catorce de los quince años más cálidos se han dado todos en este siglo

"Catorce de los quince años más cálidos se han dado todos en este siglo. Prevemos que el calentamiento de la Tierra continuará ya que, debido al incremento de los gases de efecto invernadero en la atmósfera y del contenido calorífico de los océanos, estamos abocados a un futuro más caluroso", señaló.

Alrededor del 93% del exceso de energía atrapado en la atmósfera por los gases de efecto invernadero procedentes de los combustibles fósiles y de otras actividades humanas acaba en los océanos. Así pues, sin el contenido calorífico de los océanos no se entiende el sistema climático. Las temperaturas en la superficie del mar a escala mundial alcanzaron niveles sin precedentes en 2014 .

Es de destacar que las elevadas temperaturas de 2014 se dieron pese a que no se había dado realmente un episodio de El Niño. Este fenómeno se produce cuando unas temperaturas de la superficie del mar superiores a la media en la parte oriental del Pacífico tropical se combinan con sistemas de presión atmosférica que se autorrefuerzan, lo cual tiene un efecto general de calentamiento del clima. En 1998 "el año más cálido antes del siglo XXI" las altas temperaturas se dieron a la vez que un episodio de El Niño de fuerte intensidad.

"En 2014 a un calor sin precedentes se sumaron lluvias torrenciales e inundaciones en muchos países y sequías en otros, como cabe esperar de un clima en evolución", dijo el señor Jarraud.

Hoy es más necesario que nunca contar con unos servicios meteorológicos y climáticos fiables para aumentar la resiliencia ante los desastres y ayudar a los países y las comunidades a adaptarse a un clima que cambia rápidamente y que, en muchos lugares, se ha vuelto menos clemente, declaró el señor Jarraud.

La OMM ha publicado el análisis de las temperaturas mundiales con vistas a las negociaciones sobre el cambio climático que se celebrarán en Ginebra del 9 al 14 de febrero. Esas conversaciones contribuirán a allanar el camino para que las Partes en la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático adopten un acuerdo en París el próximo diciembre.

El análisis de la OMM se basa, entre otras cosas, en tres conjuntos de datos complementarios que mantienen al día el Centro Hadley de la Oficina Meteorológica de Reino Unido y la Unidad de Investigación Climática de la Universidad de East Anglia de Reino Unido (conjuntamente); el Centro Nacional de Datos Climáticos de la Administración Nacional del Océano y de la Atmósfera (NOAA), y el Instituto Goddard de Investigaciones Espaciales (GISS), cuyo funcionamiento está a cargo de la Administración Nacional de Aeronáutica y del Espacio (NASA).

Para estimar las temperaturas medias mundiales se utilizan también sistemas de reanálisis, los cuales usan a su vez los sistemas de predicción meteorológica más avanzados para combinar numerosas fuentes de datos y proporcionar así un análisis complementario de las temperaturas. La OMM en particular utiliza los datos del reanálisis elaborado en el Centro europeo de predicción meteorológica a medio plazo, que también clasifica 2014 como uno de los cuatro años más cálidos.

El informe final sobre el estado del clima en 2014, que brinda información más detallada sobre las tendencias regionales y los fenómenos extremos, estará disponible en marzo de 2015.

Comentarios