Manuel Soler: "Es indignante para los murcianos el comprobar que al PP sólo le interesaba el problema del agua para conseguir votos"

0
46
46

El diputado regional socialista, Manuel Soler, considera que "no existen motivos" para que la Dirección General del Agua "recorte de 20,5 a 7 hm3 la petición de los regantes de la Cuenca del Segura, para comprar agua a las comunidades de regantes de Extremara, Illana-Leganiel y la Poveda, en la cabecera del Tajo", por lo que ha expresado su apoyo a los regantes y exigido al Ejecutivo murciano que "presione en Madrid para que venga el agua necesaria".

Para Soler, "es indignante para los murcianos el comprobar que al PP sólo le interesaba el problema del agua para conseguir votos, y ahora que los regantes se encuentran con dificultades se les niega la autorización para comprar el agua necesaria a fin de poder sacar adelante sus cosechas".

El diputado se ha preguntado que "si esto ocurre cuando los pantanos de la Cabecera del Tajo se encuentran en nivel 2, qué ocurrirá cuando estén en el nivel 3", y ha señalado que "lo más preocupante para los regantes será cuando se alcance el nivel 4 que, de continuar esta situación de sequía, se alcanzará el próximo verano, si no antes, y cuando los pantanos de Entrepeñas y Buendía se encuentren con unas existencias por debajo de los 400 hm3 estará prohibido trasvasar agua desde la cuenca del Tajo a la del Segura".

A su juicio, el PP "ha venido defendiendo que tras la aprobación del Memorándum, y con la incorporación en la Ley de la compra de derechos de agua, el trasvase Tajo-Segura estaba garantizado para los usuarios".

Sin embargo, continúa, "con esta última actuación realizada por parte del Ministerio de Agricultura Agua y Medio Ambiente de reducir las compras de agua se pone en duda la veracidad de esas afirmaciones y, lamentablemente, tenemos que ratificarnos los socialistas en nuestras advertencias negativas sobre las reservas de los 400 hm3 en cabecera y otras medidas contempladas en el Memorándum".

"Si en situaciones anteriores con menores cantidades de agua embalsada en la cabecera de Tajo, el Gobierno socialista autorizó la compra de 31 Hm3 de Extremera, cómo es posible que en mejores condiciones el Gobierno del PP no quiera aceptar la petición del Sindicato Central de Regantes", se ha preguntado Soler.

Y es que, concluye, "Murcia ha sido una de las pocas de nuestro país en las que creció el paro el pasado mes de julio, y esto se produce por un pequeño retroceso en la agricultura. Si este verano no se cuenta con el agua suficiente para mantener la actividad del sector agroalimentario, la situación económica y el empleo puede empeorar en nuestra comunidad".

Comentarios