La Diputación de Huesca adjudica la mejora de la red de abastecimiento y saneamiento de agua en Sesué y La Fueva

0
36
36

La Diputación Provincial de Huesca (DPH) ha adjudicado los trabajos con los que se mejorará la red de abastecimiento y saneamiento de agua en el municipio de Sesué, en la Comarca de la Ribagorza, y en Charo y Pocino, dos núcleos de población pertenecientes a La Fueva.

La DPH ha adjudicado las obras a las empresas altoaragonesas Pryobra 2010 SLU y Constructora del Sobrarbe Almunia por importe de 132.931 euros y 79.348 euros, respectivamente.

Ambas actuaciones se enmarcan dentro del convenio de colaboración entre la Diputación Provincial de Huesca, el Ministerio de Medio Ambiente, el Gobierno de Aragón y la Asociación de Entidades Locales del Pirineo Aragonés (ADELPA), que está en marcha desde 2006 para ejecutar obras que abarcan todos los aspectos relativos al ciclo integral del agua, con el objetivo de resolver los problemas de abastecimiento y de calidad de las aguas en las localidades del Pirineo.

Para mejorar el abastecimiento de aguas y saneamiento en Sesué, el proyecto contempla un nuevo depósito de hormigón armado que se construirá in situ, de un solo vaso y que tendrá una capacidad total de 200 metros cúbicos. Se va a ubicar al norte del existente, y de forma que puedan funcionar de forma simultánea o por separado.

El vaso contará con suministro de agua, desagüe-aliviadero y toma de abastecimiento, además de instalar un equipo dosificador de cloro que se alimentará a partir de la instalación eléctrica del depósito existente, lo mismo que el sistema de alumbrado de la caseta de válvulas que estará ubicada junto al nuevo depósito y que tendrá una estructura similar.

Todos estos trabajos se llevarán a cabo después de realizarse, por primera vez en el municipio, un estudio de la situación de sus instalaciones de abastecimiento y saneamiento. Este nuevo sistema será capaz de suministrar un caudal máximo de 320 metros cúbicos al día. En Sesué se ha proyectado también cubrir la captación existente mediante un pozo de bombeo.

Este término municipal comprende también la localidad de Sos, un pequeño pueblo situado a escasos 4 kilómetros de Sesué, donde las obras integradas en el Plan del ciclo integral del agua en la provincia tendrán una actuación principal con la ejecución de una nueva captación subterránea y bombeo al depósito de regulación. Con la colocación de una bomba en la nueva instalación se impulsará el agua hacia el depósito existente por medio de una tubería.

También se realizará una segunda impulsión de menor entidad para elevar el agua procedente del depósito existente hasta las inmediaciones de una vivienda próxima en la pista de acceso.

Entre las actuaciones complementarias se proyecta el vallado de la parcela del depósito y la reposición del tramo de pista que comunica esta instalación con el núcleo de Sos, un total de 780 metros.

Asimismo, se sustituirá la obra de drenaje transversal en las inmediaciones con un tubo de hormigón armado y que evitará las inundaciones que se producen en este cruce cuando llueve, además de ejecutar una nueva acometida eléctrica desde el transformador más cercano situado en dirección Ramastué.

Calidad

La Diputación también ha adjudicado los trabajos en Charo y Pocino donde se modificará el sistema de abastecimiento ejecutando un nuevo ramal que lleve el agua desde la red general hasta ambos núcleos, pertenecientes al municipio sobrarbense de La Fueva, lo que en la práctica supone mejorar la calidad de las aguas suministradas y pasar de las dos impulsiones existentes a una con el consiguiente ahorro energético.

Estos núcleos se abastecen de la captación del barranco de La Sorda, de que derivan los problemas en cuanto a la calidad del agua en períodos torrenciales y a la garantía de suministro, y obliga a reponer la captación cada vez que se producen esas lluvias muy intensas en la zona.

Desde el punto de conexión previsto a la red general -para lo que se ejecutará un pozo-, el agua transcurrirá hasta el cementerio de Charo, punto en el cual se realizará un bombeo al depósito del barrio alto de Charo. Serán unos 600 metros, y desde allí se suministrará tanto al depósito del barrio bajo de Charo como al del núcleo de Pocino con otros 700 metros de tubería, aprovechando las infraestructuras y conexiones existentes.

De esta forma, las obras conseguirán disminuir la altura total de elevación existente y quedará invertido el sentido de circulación que pasará de una conducción de impulsión a circular por gravedad.

Comentarios