ASA advierte de que el Reglamento Andaluz del Suministro Domiciliario del Agua “está desfasado” y solicita a la Junta de Andalucía una revisión profunda

0
171
171

(ASA) Las empresas andaluzas del ciclo integral del agua, representadas a través de la Asociación de Abastecimientos de Agua y Saneamientos de Andalucía (ASA) advierte de que “el Reglamento Andaluz del Suministro Domiciliario del Agua está desfasado” y requiere “una revisión profunda adaptándose a los nuevos tiempos”. Así lo ha manifestado el portavoz y adjunto a la presidencia, Antonio Jiménez, quien asegura que “la revisión supondría un ahorro de costes productivos para las empresas del sector del agua y una mejora cualitativa en las relaciones entre las empresas del agua, los usuarios y administraciones competentes”.

Cuando apareció el Reglamento Domiciliario de Suministro de Agua hace ya más de 20 años, en 1991, “supuso un hito –un reglamento pionero en el ámbito nacional-, que fue un antes y un después en la relación entre usuarios, empresas andaluzas del agua y administraciones, unificando a nivel andaluz los derechos y obligaciones de cada parte”, recordó Jiménez. No obstante, “en sus más de 20 años de existencia el Reglamento ha sido compleja su aplicación y se han realizado modificaciones para incluir y dar cobertura al ciclo integral del agua, al saneamiento y depuración”, añadió.

Sin embargo, Jiménez asegura que las medidas adoptadas hoy día son “insuficientes y no responden a la realidad actual”. “A pesar de que las últimas modificaciones han ido dirigidas a la agilización administrativa en la Junta de Andalucía o en la línea de reforzar los derechos de los consumidores y usuarios, entre otras, consideramos que queda mucho por hacer”, matizó.

El portavoz y adjunto a la presidencia de ASA informó de que los asuntos que han provocado más desavenencias, siendo mínimas las reclamaciones, “la mayoría de éstas proceden de las facturaciones de los consumos del agua (en torno al 70 por ciento), así como la lectura en contadores interiores o las inspecciones, necesarias para perseguir el fraude y regularizar la situación respecto a otros usuarios que cumplen con sus obligaciones.

“Se ha observado un vacío legal con relación a algunos aspectos de los servicios reglamentados y la promulgación de legislación de carácter estatal y autonómico, que aconsejan su integral modificación”, añadió.

“Los consumidores hoy día valoran la calidad de los servicios recibidos en esta modalidad tan vital como es el suministro de agua potable y el saneamiento de las aguas residuales, premiando la calidad del producto, la racionalidad y la eficiencia en su gestión, la transparencia en la información y las iniciativas de educación medioambiental y de difusión de la nueva cultura del agua”, manifestó.

De ahí que ASA-Andalucía reclame “la necesidad de incorporación al Reglamento de medidas para la implantación de sistemas acreditados de calidad y protección medioambiental, de lucha contra el fraude y el consumo desproporcionado, de seguimiento y corrección permanentes de las fugas y pérdidas en redes, de control de la calidad de los vertidos al saneamiento público, de la incorporación, por las entidades suministradoras de nuevas tecnologías y sistemas informáticos de comunicaciones que faciliten las relaciones entre aquellas y los consumidores, la simplificación de trámites, la reducción de plazos, la agilidad y el ahorro de tiempo en las gestiones técnico administrativas, etc”.

Las empresas andaluzas del ciclo integral del agua consideran “insuficientes las modificaciones realizadas después de 20 años y solicitan trabajar conjuntamente y de forma coordinada con todos los colectivos implicados con el afán de conseguir una normativa ágil y útil que garantice un correcto y óptimo funcionamiento del servicio de gestión de suministro de agua en Andalucía”.

ASA integra a más de cien empresas del sector del ciclo integral urbano del agua en Andalucía y representa a más de 8.000 empleos directos, 35.000 indirectos con más de 1.000 millones de euros de facturación en Andalucía.

Comentarios