La Lista Roja de la UICN desvela que los anfibios son el grupo más amenazado

0
121
121

(CORDIS) La última Lista roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) pone de manifiesto que miles de factores están causando estragos en las poblaciones de anfibios en todo el mundo. Sus números están disminuyendo más rápido que los de otros grupos de animales, y más del 30 % de todas las especies de anfibios figuran en la lista como «amenazadas». Los autores del estudio, presentado en la revista Nature, destacan que las zonas que contienen una mayor biodiversidad de anfibios coinciden con las áreas que corren un riesgo más elevado. Coordinado por la Universidad de Copenhague (Dinamarca), en el estudio participaron expertos de Dinamarca, España, Estados Unidos y Portugal.

El profesor Carsten Rahbek del Centro de Macroecología, Evolución y Clima (CMEC) de la Universidad de Copenhague y su equipo identificaron varios factores que ponen en peligro la diversidad de los anfibios a escala mundial, aunque señalaron que todavía se sabe muy poco sobre la distribución espacial de dichas amenazas y las interacciones entre las mismas. El cambio climático, la modificación del uso del suelo y la enfermedad fúngica quitridiomicosis son algunas de las graves amenazas que pesan sobre los anfibios.

Los investigadores presuponen que las mayores proporciones de especies afectadas por el cambio climático, que es probablemente la amenaza más grave, se localizarán en África, en la zona norte de Sudamérica y en los Andes. Sus datos también apuntan a que es probable que la disminución de los anfibios se acelere en el siglo XXI, debido a que los múltiples factores que contribuyen a la extinción podrían poner en peligro sus poblaciones más de lo previsto en anteriores evaluaciones monocausales.

El autor principal Christian Hof del CMEC y del Departamento de Biodiversidad y Biología Evolutiva del Museo Nacional de Ciencias Naturales (España) y sus colegas evaluaron la distribución geográfica de estas amenazas en relación con la distribución mundial de los anfibios.

«Las regiones donde el cambio climático y la modificación del uso del suelo tienen el mayor impacto proyectado sobre los anfibios tienden a solaparse», explicó el Dr. Hof. «Por el contrario, la amenaza de la enfermedad fúngica presenta poco solapamiento espacial con las otras dos amenazas», añadió.

Según los investigadores, la probabilidad de que la mayoría de las zonas ricas en biodiversidad de todo el mundo se vean expuestas al menos a una, si no a más, de estas amenazas, es mayor que la de las áreas con poca diversidad de especies.

«Nuestro estudio demuestra que es probable que más de dos tercios de los focos de biodiversidad [hotspots] de anfibios de todo el mundo se vean gravemente afectados por al menos una de las tres amenazas consideradas», explicó Miguel Araújo del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) español, uno de los autores del estudio.

Con respecto al solapamiento de los factores de riesgo observado, los miembros del equipo apuntan a que las evaluaciones de riesgo sobre la base de una sola amenaza serán probablemente demasiado optimistas.

«Nuestra evaluación muestra que es probable que las disminuciones de los anfibios se aceleren en las próximas décadas, ya que los múltiples factores que contribuyen a la extinción podrían poner en peligro sus poblaciones más de lo estimado en anteriores evaluaciones monocausales», explicó el profesor Rahbek.

Otro coautor del estudio, Walter Jetz de la Universidad de Yale, comentó así los resultados: «Con más del 30 % de todas las especies de anfibios ya calificadas como especies amenazadas por la UICN y muchas especies raras que todavía se están descubriendo cada año, nuestros resultados ponen de manifiesto la necesidad de promover la investigación y la acción en materia de conservación para este grupo tan gravemente amenazado».

Más información: http://www.iucnredlist.org/

Fotografía.- Wikipedia

Comentarios