América Latina: Agua del mar generará aire acondicionado limpio

0
110

Sobre la Entidad

CAF
CAF
CAF respalda los esfuerzos que realizan los países de la región para asegurar a toda la población el acceso a servicios adecuados de agua potable y saneamiento, y consolidar una visión integral del manejo de los recursos hídricos.
110
  • América Latina: Agua mar generará aire acondicionado limpio

Por Álvaro Atilano, ejecutivo principal de la dirección de análisis y estrategias de energía de CAF –banco de desarrollo de América Latina

El aire acondicionado es uno de los bienes más preciados del Caribe, donde su consumo puede representar hasta el 40% del consumo total de energía eléctrica, especialmente en países con grandes complejos turísticos.

Esta realidad está generando serios problemas: más del 90% de la demanda energética se satisface con combustibles fósiles importados, hecho que tiene evidentes efectos tanto en el medio ambiente como en la balanza comercial de los países.

Para revertir esta situación, en CAF –banco de desarrollo de América Latina– realizamos estudios preliminares, a lo largo de varias localidades de la región, que aportaron conclusiones esperanzadoras: las profundidades del mar Caribe pueden convertirse en fuente de energía fría para nuevos generadores de aire acondicionado limpio.

El planteamiento es relativamente sencillo: se coloca una tubería que llega al fondo del mar (donde la temperatura del agua es de unos 5°C) para que bombee hacia la superficie el agua que servirá para enfriar el aire que recibirán los caribeños. Con los sistemas de aire acondicionado basados en aguas marinas profundas (SWAC, por sus siglas en inglés) se transfiere el calor contenido en las corrientes de aire provenientes de sistemas centralizados de aire acondicionado al agua marina fría.

En el caso de grandes complejos turísticos, estos sistemas de enfriamiento evitarían hasta un 90% del consumo de energía eléctrica y las emisiones contaminantes correspondientes y, a nivel económico, mejorarían muchísimo la balanza de pago de los países caribeños.

Este hallazgo nos hace ser optimistas y pensar que tenemos la oportunidad de crear un nuevo modelo de negocios para promover la introducción de energías renovables y eficiencia energética en América Latina y el Caribe.

Este modelo requerirá, por un lado, un componente de educación a un sector privado con experiencia en sistemas SWAC pero con poca experiencia en ejecución de proyectos de desarrollo en la región y, por otro lado, un apoyo para que el sector público de los países beneficiarios tengan una visión regional programática sobre la introducción de una tecnología específica en sus países.

En la Segunda Conferencia Internacional sobre Enfriamiento Urbano y SWAC, organizada por CAF en octubre de 2015 en Panamá, se presentaron los principales elementos de los proyectos de SWAC en el mundo ante representantes del sector público y privado de varios países de América Latina y el Caribe. Durante el evento se anunció el establecimiento de nuestro Programa Regional de Enfriamiento Urbano, que contempla la ejecución de una serie de estudios a corto plazo para reducir las barreras y los riesgos de la introducción de estas tecnologías en la región.

Que este tipo de proyectos se hagan realidad no es algo tan sencillo como parece. En las últimas dos décadas varios organismos multilaterales y bilaterales han estado evaluando alternativas para bajar los costos de energía y las emisiones de CO2 en el Caribe pero, por diversas razones, estos proyectos de integración energética han sido difíciles de implementar.

La actuación de un organismo multilateral como coordinador regional del programa, como facilitador entre el sector público y privado y como garante de fondos no reembolsables, es esencial para bajar los riesgos de entrada y para garantizar la continuidad de estos esfuerzos.

Comentarios