Bathing Water Report 2016: Así ha mejorado la calidad de las aguas de baño de Europa en 40 años

1
117
  • Bathing Water Report 2016: Así ha mejorado calidad aguas baño Europa 40 años
  • Los esfuerzos de la Unión Europea para garantizar unas aguas de baño limpias y sanas comenzaron hace cuarenta años, con la adopción de la primera Directiva sobre las aguas de baño. 

Sobre la Entidad

Comisión Europea
Representa y defiende los intereses del conjunto de la UE, elabora propuestas de nueva legislación europea y gestiona la labor cotidiana de poner en práctica las políticas y hacer uso de los fondos europeos.
117

El informe anual sobre las aguas de baño pone de manifiesto el valor de la legislación y de los años de inversiones en infraestructuras de tratamiento de aguas residuales y otras medidas de reducción de la contaminación. Muestra que la calidad de las aguas de baño ha ido mejorando constantemente a lo largo del tiempo, de manera que en 2015 el 96 % de las zonas de baño controladas en la UE cumplió las normas mínimas de calidad del agua.

El informe anual sobre las aguas de baño de la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA) y la Comisión Europea evalúa la calidad de las aguas de baño en 2015 e indica las zonas donde se espera que vaya a ser buena en 2016.

El informe recopila los análisis de muestras de aguas tomadas en más de 21.000 zonas de baño costeras e interiores de la UE, Suiza y Albania, e indica si las aguas han sufrido contaminación de origen fecal procedente de las aguas residuales o del ganado.

En general, la calidad de las aguas de baño ha ido mejorando con el tiempo

Si bien el 96% de las zonas de baño satisface los requisitos mínimos, más del 84% alcanza el nivel de calidad «excelente», más estricto. Varias grandes ciudades y zonas turísticas como Blackpool, Copenhague y Múnich también están empezando a beneficiarse de las inversiones realizadas para mejorar los sistemas de tratamiento de aguas residuales, lo que se traduce en aguas de baño más limpias en zonas portuarias, zona fluviales urbanas y playas cercanas.

Karmenu Vella, Comisario Europeo de Medio Ambiente, Asuntos Marítimos y Pesca, ha declarado lo siguiente: «El 96% de las aguas de baño europeas son de calidad aceptable y el 84%, excelente. Esto es el resultado de 40 años invirtiendo en infraestructuras del agua y de las aguas residuales. Es un signo de que la legislación europea está funcionando bien. Y es un testimonio perfecto del hecho de que un espacio económico muy evolucionado, como lo es el nuestro, puede producir normas ambientales igualmente elevadas».

Por su parte, Hans Bruyninckx, Director Ejecutivo de la AEMA, ha dicho lo siguiente: «Nuestra evaluación muestra que la calidad de las aguas de baño ha mejorado notablemente con los años. Un número cada vez mayor de aguas de baño no solo satisface los requisitos mínimos, sino que ha mejorado hasta alcanzar niveles de excelencia. En algunas ciudades, los ciudadanos pueden disfrutar del baño incluso en zonas portuarias».

En general, la calidad de las aguas de baño ha ido mejorando con el tiempo. En 1991, el 56% de las zonas de baño alcanzaba los niveles de calidad más elevados. Ese porcentaje pasó a ser del 87% en 2015, sobre la base de cerca de 9 600 zonas de baño controladas cada año durante ese período.

Otras conclusiones fundamentales

  • En 2015, más del 90% de las zonas de baño de ocho Estados miembros tenía una calidad de agua excelente: Luxemburgo (las 11 zonas de baño declaradas), Chipre (el 99,1 % de las zonas de baño), Malta (el 97,7 %), Grecia (el 97,2%), Croacia (el 94,2%), Italia (el 90,6%), Alemania (el 90,3%) y Austria (el 90,2%).
  • En toda Europa, solo las aguas de 385 zonas de baño fueron consideradas de calidad insuficiente en 2015. El porcentaje de zonas de baño cuya calidad se calificó de «insuficiente» pasó de 1,9% en 2014 a 1,6% en 2015.
  • El número más elevado de zonas de baño con una calidad insuficiente se registró en Italia (95 zonas de baño, el 1,7%), Francia (95 zonas de baño, el 2,8%) y España (58 zonas de baño, el 2,6%).
  • El porcentaje de aguas de baño cuya calidad se calificó de «excelente» pasó del 78% en 2011 al 84% en 2015. 

Contexto

En actividades recreativas como la natación, la contaminación fecal es motivo de preocupación para la salud pública. Nadar en playas o lagos contaminados puede originar enfermedades. Las principales fuentes de contaminación son las aguas residuales y las aguas de drenaje de explotaciones y tierras agrícolas. Esa contaminación aumenta en caso de fuertes lluvias e inundaciones debido al desbordamiento de las alcantarillas y al vertido de aguas de drenaje contaminadas en ríos y mares. Hace cuarenta años, grandes cantidades de aguas residuales no controladas, no tratadas o tratadas parcialmente se vertían en numerosas aguas europeas.

La temporada de baño de 2015 fue la primera vez que todos los Estados miembros de la UE controlaron sus zonas de baño con arreglo a las disposiciones de la Directiva revisada de la UE sobre las aguas de baño (Directiva 2006/7/CE). La Directiva especifica si la calidad de las aguas de baño puede calificarse de «excelente», «buena», «suficiente» o «insuficiente» en función de los niveles de bacterias fecales detectadas.

La contaminación fecal es motivo de preocupación para la salud pública

Asimismo, las conclusiones del informe serán objeto de atención durante la #EUGreenWeek, que tendrá lugar del 30 de mayo al 3 de junio de 2016, en el marco del tema más amplio del acto de este año, «Invertir en un futuro más verde».

Información adicional

Junto con el informe, la AEMA ha publicado un mapa interactivo que muestra los resultados de cada zona de baño. En los sitios web de la AEMA o de la Comisión Europea sobre las aguas de baño puede obtenerse más información, como los informes por país y la Directiva sobre las aguas de baño.

Las aguas de baño españolas

Para la realización de este informe se analizaron 2.189 zonas de baño de España, el 89% de ellas costeras y el restante 11% de interior, lo que supone un 10.1% del total de las aguas de baño en Europa. En los últimos años, y siguiendo la tendencia Europea, España ha aumentado en número y porcentaje las zonas de baño calificadas como de calidad excelente.

Desde 2011, se ha reducido en un 1.2% el número de aguas de baño cuya calidad estaba calificada de insuficiente, si bien España es, por detrás de Francia e Italia, el país con mayor número de zonas de baño con esta calificación (el 2.6% de las zonas de baño españolas). Este dato obedece a que son tres de los países que más zonas de baño tienen en Europa.

Porcentualmente España se encuentra entre los países con mejor calidad de sus aguas de baño, con un 83.2% de zonas excelentes, y hasta un 95.9% de zonas con calidad suficiente.

Por regiones, Galicia es la que tiene mayor número de zonas de baño con calidad insuficiente, tanto costeras como de puntos de interior. También encontramos zonas de calidad insuficientes en Extremadura y puntos aislados de Navarra, Andalucía, Baleares y Castilla y León.

Comentarios