Acuaes inicia las obras de construcción del emisario submarino de la nueva EDAR de Vigo

0
249
249
  • Ría de Vigo
  • Los trabajos, que serán cofinanciados por el ministerio (49 %), la Xunta (45 %) y el Ayuntamiento de Vigo (6 %), consistirán en la construcción de un emisario en dos tramos: el terrestre, de 776 metros, y el tramos submarino, con una longitud de más de 3 kilómetros.

El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA) ha confirmado el inicio de las obras de construcción del emisario submarino de la nueva estación depuradora de Vigo, una actuación que se realiza a través de la sociedad estatal Aguas de las Cuencas de España (Acuaes) y que cuenta con una inversión de 18 millones de euros.

Los trabajos, que serán cofinanciados por el ministerio (49 %), la Xunta (45 %) y el Ayuntamiento de Vigo (6 %), consistirán en la construcción de un emisario en dos tramos: el terrestre, de 776 metros, y el tramos submarino, con una longitud de más de 3 kilómetros.

En la parte submarina del emisario se colocará un túnel hincado de 695 metros de largo y tubos de hormigón armado de 1.800 mm de espesor. A continuación, se instalará una tubería de polietileno de alta densidad, que finaliza en un tramo formado por 31 cabezas difusoras, con dos bocas de salida de efliente cada una. Este tramo vierte a unos 36 metros de profundidad.

El nuevo emisario conducirá el efluente de la depuradora a una cámara de agua situada en el recinto de la planta, dotada de un bombero, y que entrará en funcionamiento en función de la combinación de valores del caudal y de las cotas de marea.

Nueva EDAR

Con este nuevo paso, se sigue avanzando en la construcción de la nueva depuradora de Vigo, una obra en la que se invertirán casi 230 millones de euros, y que incluye también la ampliación de la estación existente y de la acometida eléctrica.

Una vez concluidas esas tres actuaciones, se habrá completado el sistema de saneamiento de Vigo, dando cumplimiento a la directiva europea sobre saneamiento de aguas residuales urbanas, especialmente en lo referente a la calidad microbiológica de esas aguas tanto para el baño como para la cría de moluscos.

La nueva EDAR tendrá una capacidad de tratamiento para 800.000 habitantes equivalentes y se prevé que entre en funcionamiento en el año 2015.

Comentarios