El Secretario Nacional del Agua de Ecuador contesta a la alarma sobre la represa La Esperanza

0
81
81
  • El Secretario Nacional del Agua, Walter Solís, durante su intervención

(andes.info) La Secretaría Nacional del Agua garantizó un técnico desfogue de las aguas de la represa La Esperanza, en la provincia de Manabí, a propósito de una publicación de diario El Universo, la cual señala que el embalse atemoriza a los manabitas.

“Hoy, justamente, veo un artículo (de El Universo) donde, si uno lo ve, como manabita saldría corriendo. En realidad es alarmante ver este artículo”, manifestó Walter Solís, secretario de la Senagua.

La publicación del matutino guayaquileño en su titular textualmente dice “Represa La Esperanza atemoriza a manabitas”. La nota periodística menciona la inundación de 48 horas que sufre el cantón Calceta, la población más cercana al dique, y señala que los habitantes de las zonas anegadas culpan del hecho a Senagua.

Ante esto, el secretario de la Senagua ratificó la existencia de un manual de procedimientos para el manejo de la represa La Esperanza, la cual almacena 450 millones de m3 de agua.

“Nosotros trabajamos todo el año monitoreando, tenemos previsiones de lluvias, sabemos cuánto ingresa al embalse”, dijo Solís, tras insistir que el titular del periódico es alarmante.

El funcionario explicó que los técnicos del estanque están descargando 110 m3 de agua por segundo, tomando en cuenta que al embalse ingresan 300 m3 por segundo; pero los ríos Trueno y Mosca están aportando con más agua que llega a Calceta. “Esto hace que se inunde la ciudad”, sostuvo el Secretario de la Senagua.

Expresó que a la creciente de los ríos mencionados se suma la falta de dragado de los mismos, lo cual no se ha hecho durante 30 años. Añadió que la falta de limpieza de los causes de los ríos, aguas abajo, en el estuario del río Chone está produciendo un efecto parecido a lo que ocurre en el río Guayas, donde la sedimentación provocó la formación del islote El Palmar.

“No solo es importante la presa, la que regula, por ejemplo La Esperanza. Es importante desazolvar aguas abajo para que este río Calceta pueda seguir su curso natural hasta el estuario de mar que es el río Chone y reforestar río arriba, ahí se completa el círculo virtuoso para prevenir las inundaciones”, indicó Solís.

Comentarios