Aquagest prueba en Benidorm un innovador sistema para la limpieza de las tuberías de agua potable mediante hielo líquido

0
420
420

(Benidorm) La Concejalía de Aguas del Ayuntamiento de Benidorm, junto a la concesionaria Aquagest está llevando a cabo en intersección de la avenida Almendros con la calle Costera del Campo, pruebas de un innovador sistema para la limpieza de las tuberías de agua potable mediante hielo líquido.

El edil del área, José Marcet, junto a Javier Prieto, responsable de Aquagest, ha visitado esta mañana la zona para conocer de primera mano el trabajo realizado y que consiste en la limpieza de una conducción arterial, de 250 mm de diámetro y de una longitud aproximada de 450 m., que han requerido la interrupción del suministro a los usuarios durante 4 horas.

El hielo líquido se ha introducido en la intersección de la avenida Almendros con la calle Costera del Campo, “en una acometida de la tubería en la que existe un boca de incendios, y la extracción se realiza por una descarga de la red existente en el cruce de la calle San Pedro con la avenida Jaime I”, según explicó Prieto.

Las razones para escoger este tramo de la red han sido su antigüedad y su ubicación, “ya que se encuentra en la parte más baja del casco urbano, lo que provoca sedimentación de partículas en suspensión y turbidez en el agua”, explicó el responsable de Aquagest que añadió que “es la primera de una serie de actuaciones similares que está previsto llevar a cabo en la población”.

El sistema utilizado es muy novedoso, rápido, eficiente y totalmente respetuoso con el Medio Ambiente, aclaró Marcet que explicó que “este tipo de actuaciones pioneras aseguran un perfecto mantenimiento evitando así tener que sustituir tuberías que supondría un mayor coste y molestias a los ciudadanos”.

Al introducir el hielo liquido en la tubería éste forma un tapón que, al ser movido por la propia presión del agua, arrastra los sedimentos y depósitos existentes en la tubería, y produce un efecto desincrustante mil veces superior al de los drenajes con agua u otros sistemas convencionales.

Como sistema correctivo, se puede emplear este sistema para limpiar aquellos tramos de tuberías que pueden presentar problemas de calidad del agua como sólidos disueltos, turbidez, sedimentación, fango y arenas, biofilm, etc. Por otro lado, como sistema preventivo, en general, se puede utilizar para eliminar los elementos que propician el desarrollo de bacterias y microorganismos en los tramos de la red de distribución, mejorando las condiciones de salubridad marcadas por la legislación vigente.

Las ventajas del sistema son que el hielo está fabricado con agua potable, por lo que no altera la salubridad de la conducción; Se adapta a cualquier topología de red, permitiendo su uso con tuberías en las que existan cambios de sección y codos; es imposible que se atasque; es económico, desechable y respetuoso con el Medio Ambiente; minimiza la interrupción del servicio a los clientes; reduce las molestias que ocasiona una obra, disminuye la inversión en nuevas redes al realizar sólo un trabajo de mantenimiento sobre la red de distribución y elimina niveles de turbidez del agua, corrosión de la tubería y capa de biofilm, proporcionando información sobre la calidad y cantidad de sedimentos.

Comentarios