¿Qué efectos tiene el cambio climático sobre los insectos?

0
107
  • ¿Qué efectos tiene cambio climático insectos?
    Curculio glandium (Wikipedia/CC).
107

Un registro de insectos durante 18 años consecutivos en el techo del Museo de Historia Natural de Copenhague, en Dinamarca, ha puesto de manifiesto cambios en la comunidad local de insectos debidos al cambio climático. La investigación, publicada en 'Journal of Animal Ecology', sugiere un patrón de especies especialistas que son más sensibles al cambio climático.

Así, se registraron 1.543 especies diferentes de polillas y escarabajos y más de 250.000 individuos en una azotea urbana en Copenhague durante más de 18 años, lo que corresponde al 42 por ciento de todas las especies de polillas en Dinamarca y el 12 por ciento de los escarabajos. Lo relevante del registro es que la comunidad de insectos ha cambiado significativamente durante ese periodo.

"A medida que la temperatura aumenta, vemos un cambio correspondiente en la comunidad de insectos, especialmente para los especialistas de determinados recursos -los insectos que se alimentan de una sola especie de planta-. Estudios anteriores han confirmado que las especies especialistas responden rápidamente a la destrucción de sus hábitats, así que se trata de un grupo muy sensible de animales", dice uno de los autores principales, Philip Francis Thomsen, del Centro de Geogenética del Museo de Historia Natural de Dinamarca.

Los resultados confirman que el cambio climático está afectando a la biodiversidad en estos momentos

El gorgojo de tuerca ('Curculio nucum') es un ejemplo de un especialista de recursos, alimentándose sólo del avellano. Vive más al norte de Europa que su pariente cercano el gorgojo de la bellota ('Curculio glandium'), que se alimenta sólo de bellotas. Mientras que el primero solamente se registró en la primera mitad del estudio, el segundo sólo aparecía en la última parte del estudio, lo que sugiere que las especies especialistas se están moviendo hacia el norte de Europa.

Mediante el uso de todo el conjunto de datos, este trabajo, liderado por investigadores del Centro de Geogenética y el Centro de Macroecología, Evolución y Clima en el Museo de Historia Natural de Dinamarca en la Universidad de Copenhague, pudo confirmar esta tendencia y destaca el aumento de la presión sobre las especies más septentrionales, que pueden ser "exprimidas" de su área de distribución en el largo plazo.

Dos empleados del Museo de Historia Natural de Dinamarca con una amplia experiencia entomológica, Ole Karsholt y Jan Pedersen, recogieron e identificaron todos los insectos. El seguimiento se llevó a cabo todas las semanas desde 1992 hasta 2009 a lo largo de primavera, verano y otoño utilizando una trampa de luz en el techo del museo de 17,5 metros de altura. De esta forma, lo que comenzó como un pasatiempo basado en la curiosidad científica, terminó en un amplio estudio de la fauna y el cambio climático.

"El seguimiento a largo plazo, incluso sin un propósito predefinido, puede ser de un valor increíble cuando se trata de entender y predecir la biodiversidad en un mundo cambiante", dice Thomsen, quien espera que este estudio invite a incluir la monitorización de la naturaleza en la agenda política.

Se registraron por primera vez en Dinamarca siete especies de polillas y dos especies de escarabajos gracias a Karsholt y Pedersen, incluyendo el escarabajo 'Harmonia axyridis', que se ha extendido a casi todo el país y ahora se considera invasivo. También se localizaron especies que viven en hábitats a al menos 10 km de distancia, así como algunas mariposas que emigran de países al sur de Dinamarca.

"Algunos insectos son muy móviles y sólo comen larvas. Por ello, no es raro encontrarlos más lejos de sus hábitats cuando son adultos. Sin embargo, es impresionante la diversidad de especies registradas. A pesar de que el estudio se limita a un sitio, no hay razón para creer que la tendencia que vemos aquí sería diferente en otros sitios", dice Peter Sgaard Jrgensen, del Centro de Macroecología, Evolución y Clima.

Para cada grupo de especies, los científicos calcularon un índice para el cambio de temperatura a través de todo su rango de hábitat en Europa durante el periodo de estudio. Las especies de polillas especializadas experimentaron un incremento de 0,14 ° C entre 1993 y 2008 y las especies de escarabajos especializadas, 0,42 ° C entre 1995 y 2008.

"Los resultados confirman que el cambio climático está afectando a la biodiversidad en estos momentos. No es algo que va a pasar en el futuro o sólo si se produce un aumento de temperatura de dos grados", alerta Jrgensen.

Comentarios