Los niveles de uranio, indicadores de los cambios oceánicos debido a la fusión glacial

0
55
  • niveles uranio, indicadores cambios oceánicos debido fusión glacial
55

En los océanos Atlántico y Pacífico, científicos han registrado dos relaciones discretas de los isótopos de uranio durante el evento de derretimiento de los glaciares del Atlántico más reciente, agitando el debate sobre el contenido de uranio oceánico y proporcionando nuevos conocimientos sobre cómo los principales acontecimientos geológicos, como el deshielo de los glaciares, impacta en la océanos.

La proporción de uranio-234 con -238, medida a partir de extractos de coral de aguas profundas, puede ayudar a los científicos a rastrear los eventos de fusión de decenas de miles de años atrás. Hasta ahora, la creencia generalizada de que la proporción de uranio es generalmente constante a lo largo de los océanos se mantiene firme y estudios previos desafiando esto a menudo proporcionan datos dispersos y no han sido bien recibidos.

Por el contrario, Tianyu Chen, de la Universidad de Bristol, en Reino Unido, y sus colegas presentan un conjunto de datos bien limitado y robusto de los ratios de uranio desde el Atlántico Norte a baja latitud y el Pacífico Ecuatorial Oriental, datándolos en diversos puntos temporales que marcan el evento de deshielo hace entre 18.000 y 10.500 años.

Su análisis posterior reveló fluctuaciones significativas de uranio en el agua de mar, echando por tierra la asunción de una composición de uranio homogénea. En concreto, en el Atlántico, los autores encontraron que la proporción de uranio comenzó alta y subió a principios del deshielo; mientras que en el Pacífico, la proporción de uranio era mucho menor y aumentó mucho más tarde.

Demostrándolo a través de modelos que trazan el periodo de deshielo, Chen y el equipo atribuyeron las diferencias en el tiempo y el contenido de uranio a dos acontecimientos clave de desgaste: la mezcla en el océano profundo que aísla el Océano Atlántico superior, y posteriormente, sus niveles de uranio; y una tasa de fusión más elevada de la base glacial rica en uranio durante el inicio del deshielo frente al final, lo que resulta en un incremento inicial de la relación de uranio Atlántico.

Comentarios