Las actuaciones hidráulicas cofinanciadas por la Xunta y el Estado en la provincia de Ourense suman más de 55 millones de euros

0
54
54
  • Puente Romano en Ourense (Wikipedia)
  • Las dos administraciones trabajan para que en el año 2015 el río Sil, el Miño y el Barbaña gocen de una mejora en la calidad de las aguas con actuaciones muy relevantes en Ourense, Pereiro de Aguiar, San Cibrao das Viñas y O Barco
  • La Consellería de Medio Ambiente, a través de Augas de Galicia, colabora en la ejecución de estas obras con una aportación de 11,2 millones de euros
  • Destaca la construcción de la nueva Edar de Ourense, de la que se está finalizando la redacción del proyecto constructivo, y que implica una inversión de 49 millones
  • Los Planes Hidrológicos de las Demarcaciones Hidrográficas de Galicia – Costa y del Miño – Sil ya están aprobados y en vigor, lo que significa que un 98% de la población gallega ya cuenta con una planificación adaptada a la Directiva Marco del agua
  • La Xunta de Galicia y el Estado trabajan coordinados en lo que se refiere a la gestiones de sus correspondientes cuencas hidrográficas, de modo que no se contradigan los criterios de actuación

(Xunta) El conselleiro de Medio Ambiente, Territorio e Infraestructuras, Agustín Hernández, y el presidente de la Confederación Hidrológica Miño-Sil, Francisco Marín Muñoz, han mantenido esta mañana un encuentro de trabajo donde han abordado la situación de las obras que la Administración Estatal está desarrollando en la provincia de Ourense, cofinanciadas por la Xunta de Galicia.

Ambos han coincidido en el esfuerzo y compromiso de las administraciones con estas actuaciones, que suman un importe de más de 55,5 millones de euros, de los cuales la Xunta aporta más de 11,2 millones de euros.

Los dos responsables de las infraestructuras hidráulicas de Galicia han señalado que la Xunta y el Estado se encuentran en un momento de intensa colaboración para, en una época de escasos recursos, trabajar de manera conjunta y de forma coordinada en cuestiones primordiales.

En la provincia de Ourense, las dos administraciones trabajan para que en el año 2015 el río Sil, el Miño y el Barbaña tengan una mejora en la calidad de las aguas con actuaciones muy relevantes en la nueva EDAR de Ourense, en los proyectos de saneamiento de Pereiro de Aguiar y San Cibrao das Viñas y en la mejora de la EDAR de O Barco.

Ourense

Entre las obras que se están llevando a cabo con dichas inversiones, destaca la Edar de Ourense, de la que se está finalizando la redacción del proyecto constructivo y que implica una inversión de 49 millones de euros, para que sea una realidad en los plazos establecidos y, de este modo, dar cumplimiento a la normativa europea en materia de aguas.

Pereiro de Aguiar

Otra de las cuestiones abordadas durante el encuentro ha sido la mejora de saneamiento de Pereiro de Aguiar, una actuación autorizada por el Consello da Xunta el 4 de abril, con el objetivo de incrementar la capacidad de tratamiento de la EDAR de Pereiro de Aguiar y acometer la remodelación de la red de saneamiento existente.

De este modo, se separarán las aguas residuales urbanas de las residuales industriales, y podrán tratarse independientemente garantizando así los estándares de calidad exigidos de por medio receptor. La aportación de la Xunta de Galicia asciende a algo más de 300.000 euros para una actuación de 1,5 millones de euros.

San Cibrao

El consello de la Xunta también autorizó el pasado 2 de mayo el convenio para la mejora del saneamiento de la EDAR de San Cibrao. Con este proyecto se mejorarán las actuales infraestructuras de saneamiento y depuración que dan servicio al Parque Empresarial de San Cibrao das Viñas y a los núcleos de población situados en sus cercanías, al tiempo que se minimizan los vertidos al río Barbaña, con el fin de garantizar su recuperación y su buen estado ecológico. Se trata de una actuación que implica una inversión de 3,7 millones de euros, de los que la Xunta aporta algo más de 700.000 euros.

En la EDAR se detectan actualmente importantes problemas de infiltraciones y excesiva afluencia de pluviales, así como puntas de contaminación industrial. Estas circunstancias suponen un grave riesgo debido a la inhibición de los procesos biológicos, además de incumplimientos de calidad en el efluente de la EDAR.

O Barco de Valdeorras

En una situación similar se encuentra la EDAR del Barco de Valdeorras, que presenta importantes problemas de funcionamiento, y no es capaz de depurar toda la carga contaminante y caudal que le llega. Por tanto, se hace necesaria su ampliación y mejora, a través de una actuación que permita aumentar su capacidad de tratamiento mediante obras como el nuevo desarenado – desengrasado, mejoras en el reactor biológico existente, reparación de problemas estructurales, nueva aireación, y variadores de frecuencia para recirculación, un nuevo decantador secundario, la ejecución de tanque anaerobio para eliminación biológica del fósforo y una nueva automatización de la EDAR.

Planes Hidrológicos

Por otra parte, tanto Hernández cómo Marín han destacado que la Xunta de Galicia y el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente trabajan coordinados en lo que se refiere a gestiones de sus correspondientes cuencas hidrográficas, de modo que no se contradigan los criterios de actuación.

Así, los Planes Hidrológicos de las Demarcaciones Hidrográficas de Galicia – Costa y del Miño – Sil ya están aprobados y en vigor, lo que significa que un 98% de la población gallega ya cuenta con una planificación adaptada a la Directiva Marco del agua que determina el estado de los ríos y las aguas costeras, las medidas que se van a tomar para la mejora de la calidad de las aguas que estén en mal estado, y la normativa para proteger aquellas que estén en buen estado. 

Comentarios