FCC Aqualia y el Ayuntamiento de Alcázar constituyen la nueva empresa mixta de Aguas del Alcázar

0
67
67

El Ayuntamiento de Alcázar de San Juan (Ciudad Real) ha acogido este miércoles la firma del convenio con FCC Aqualia que da inicio a la constitución de la nueva empresa mixta de Aguas de Alcázar, que ya "ha empezado a funcionar con normalidad", garantizando con ello la continuidad de la empresa y el servicio a todos los vecinos.

El alcalde, Diego Ortega, y el director regional de FCC Aqualia, Santiago Lafuente, han sido los encargados de rubricar el acuerdo por el que Aguas de Alcázar pasa a ser una empresa de titularidad mixta público-privada, que cuenta con un Consejo de Administración del que forma parte como presidente el alcalde, y en el que también se incluye al concejal de Ciclo Hidráulico, Ángel Montealegre, y a tres representantes de FCC Aqualia, debiendo tomarse los acuerdos siempre con el visto bueno de ambas partes.

Además, el hasta ahora gerente de Aguas de Alcázar, Ángel Puente, ha dejado su cargo, que ha pasado a David Rojo, en calidad de técnico y experto en la gestión del agua, ha informado el Ayuntamiento en un comunicado.

Por ambas partes se ha destacado "la normalidad de todo el proceso", que viene a garantizar la continuidad de una empresa que, debido a la deuda acumulada de 8 millones de euros, se encontraba en causa legal de disolución si no era capitalizada, que es lo que se ha hecho con la entrada de FCC Aqualia en la nueva sociedad.

Es, además, una empresa que trabaja desde hace más de 30 años en Castilla-La Mancha, prestando servicio a más de 800.000 ciudadanos de localidades como Valdepeñas, Hellín, Talavera de la Reina, La Roda o Tomelloso, además de a un buen número de municipios de la provincia de Ciudad Real a través de la Diputación Provincial.

La creación de la nueva sociedad mixta viene a garantizar que la empresa siga ofreciendo sus servicios, ahora de una forma exclusivamente técnica y no política, dedicándose en exclusividad al ciclo hidráulico, que se verá mejorado con múltiples actuaciones e inversiones que, ahora sí, sin la deuda que venía arrastrando, será posible acometer, ha incidido el Ayuntamiento.

Al mismo tiempo, se garantiza el mantenimiento de las tarifas, que durante los próximos 25 años sólo subirán en función del IPC anual, la mejora de la calidad del servicio y el mantenimiento de la plantilla de trabajadores.

Precisamente, este miércoles ha tenido lugar en las instalaciones de la estación depuradora de aguas residuales de Aguas de Alcázar un encuentro entre los responsables de la nueva sociedad mixta y la plantilla de trabajadores, a quienes se les han dado a conocer las novedades, se les ha tranquilizado en lo que se refiere a su futuro laboral y se han resuelto las dudas que pudieran tener.

Comentarios