Un equipo de buzos repara las depuradoras de Salvatierra de los Barros y Barcarrota

0
388
  • La empresa adoptó esta medida para no dejar de prestar servicio, evitando un posible riesgo medioambiental

Sobre la Entidad

Aqualia
Aqualia es la empresa de gestión del agua del FCC Servicios Ciudadanos. Es la primera de su sector en España, la tercera empresa privada de Europa y la sexta en el mundo. Trabaja para 23,5 millones de usuarios en 1.110 municipios de 22 países.
388

Cuatro buzos especializados en trabajos en aguas profundas y servicios de riesgo se han sumergido en las depuradoras de Salvatierra de los Barros y Barcarrota, en Badajoz, para reparar los daños en las instalaciones debido al desgaste de los difusores de oxígeno del reactor biológico. Se trataba de mejorar las instalaciones pero sin dejar de prestar servicio, por el riesgo medioambiental que esta situación podría haber provocado.

Los trabajos fueron seguidos, en todo momento por el personal de Aqualia, el jefe del Servicio de la Mancomunidad de Nogales y de la Mancomunidad de Alcarrache, Antonio Hernández, por el Delegado de Extremadura, Francisco Blanco y por Cristina Gómez, responsable de Calidad del Agua de la Delegación de Extremadura.

Las depuradoras de Salvatierra de los Barros y Barcarrota, en Badajoz, tratan unos volúmenes de agua residual de 850 y 950 m3/día respectivamente que, una vez depurados, son devueltos en perfectas condiciones al medio natural. Los técnicos de Aqualia detectaron una falta de uniformidad en el aporte de aire de los reactores biológicos a consecuencia del propio envejecimiento, por lo que el rendimiento del reactor había disminuido.

El reactor biológico es la parte principal de una EDAR. En él se provoca el desarrollo de los microorganismos que se alimentan de la contaminación del agua residual y que precisan aporte de oxígeno para subsistir.

La empresa decidió subsanar la avería mediante la inmersión de un equipo de cuatro buzos especializado en el trabajo de aguas profundas y servicios de riesgos, equipados con herramientas y equipos especiales para llevar a cabo los trabajos de reparación y optimización de las instalaciones.

Los trabajos han consistido en la sustitución de 90 difusores de burbuja fina y tubos de la parrilla de aireación, mediante construcción de carretas, sujeción del pie del agitador de flujo y nuevo anclaje. La duración de los trabajos fue de 9 horas en cada una de las plantas. Con esta operación se ha logrado mejorar el rendimiento, consiguiendo una mejor calidad del agua tratada.

Comentarios