Recuperar el parque fluvial de La Reguera, en Campoo de Enmedio, costará 200.000 euros

0
15

Sobre la Entidad

El Gobierno de Cantabria es una de las instituciones estatutarias que conforman la comunidad autónoma de Cantabria.
  • Campoo de Enmedio (Wikipedia).
  • El consejero de Medio Ambiente y el alcalde del municipio han visitado la zona.

El consejero de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Urbanismo, Javier Fernández, y el alcalde de Campoo de Enmedio, Pedro Manuel Martínez, han visitado la zona donde se llevarán a cabo las obras de recuperación del parque fluvial de La Reguera, paraje situado en la localidad de Requejo.

En su visita, Fernández ha podido conocer las localizaciones en las que se realizarán las obras de restauración ambiental, que se dividirán en tres zonas de actuación: Una primera área de recuperación de las formaciones vegetales de la ribera del río Ebro, un parque público y el tratamiento de la frontera urbanística de la localidad. Las obras cuentan con un presupuesto base de licitación de 206.738,30 euros y abarcarán una superficie total de actuación de 12.848,2 m2.

La construcción de esta nueva zona medioambiental responde a la infrautilización y las carencias presentes en los espacios localizados en el entorno fluvial. Requejo, además, no dispone de grandes zonas de esparcimiento público, con lo que este proyecto servirá para poner en contacto a los vecinos con la naturaleza. Se recuperarán, de esta manera, zonas degradadas, especialmente en la ribera fluvial, y se dotará al municipio de nuevos servicios de elevada calidad funcional y social.

Recuperar la vegetación perdida

Los principales beneficios que esta nueva zona aportará a la localidad de Requejo serán una mayor conservación y ahorro del agua, la restauración del bosque ribereño, con la plantación de árboles y arbustos, una zona de ocio perfectamente integrada en el paraje natural y una accesibilidad al terreno para minusválidos y la tercera edad de la que hasta ahora estaba desprovisto. Todo esto supondrá una notable mejora del nivel de calidad medioambiental en la zona de ejecución.

La primera de las actuaciones será la restauración y recuperación de las formaciones vegetales del río Ebro, con el objetivo de recobrar la vegetación actualmente perdida. Este proyecto se basará en la plantación de especies arbóreas y arbustivas autóctonas, que se integrarán con los ejemplares que ya existen en la actualidad y conservan un buen estado. Además, para facilitar la conexión hidrológica transversal entre el río y su llanura de inundación, se incorporarán charcas y lagunillas. Por último, esta zona se dotará de una senda con miradores y cartelería explicativa para que los visitantes puedan conocer el entorno ambiental de la zona. En todo el espacio se crearán elementos o estructuras que favorezcan la habitabilidad para la fauna que puebla la ribera.

La segunda área de actuación será el parque público, donde se combinarán las zonas abiertas a modo de pradera con un espacio arbolado, constituido con especies tanto caducifolias como perennifolias y acompañado de sendas para el tránsito y espacios para el encuentro y la interacción social.

Por último, se llevará a cabo el tratamiento de la frontera urbanística, que consistirá en la creación de un espacio de transición entre el borde urbano de Requejo y el futuro parque. Se construirá un camino que estará apantallado con diversas especies de hoja perenne y unidades muy puntuales de mobiliario.

Colaboración medioambiental

En 2011 el presidente de Cantabria, Ignacio Diego, firmó un convenio de colaboración con la Federación de Municipios de Cantabria para el impulso de proyectos en materia de protección del medio ambiente, desarrollo urbanístico y ordenación del territorio. La Consejería de Medio Ambiente propuso a los consistorios que informasen sobre zonas degradadas para que el Gobierno de Cantabria pudiera actuar y continuar favoreciendo el desarrollo sostenible de la región.

Comentarios