La lucha contra la sequía hidrológica y agraria en Baleares ha costado 10 millones de euros

0
29
  • lucha sequía hidrológica y agraria Baleares ha costado 10 millones euros
  • El consejero de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca comparece en el Parlamento para dar cuentas sobre la gestión de la sequía.
  • La Conselleria ha invertido 5,2 millones en infraestructuras y movilizado 4,7 millones en ayudas para la agricultura.

Sobre la Entidad

El Gobierno de las Islas Baleares es la entidad que ejerce el poder ejecutivo en la comunidad autónoma española de las Islas Baleares.
29

La consejería de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca, y los entes públicos que dependen de ella, ha invertido, hasta ahora, 9,9 millones de euros en minimizar los efectos de la sequía que sufren las Islas Baleares. Concretamente la Agencia Balear del Agua y la Calidad Ambiental (ABAQUA) ha impulsado inversiones en infraestructuras por valor de 5,2 millones de euros mientras que el Fondo de Garantía Agraria y Pesquera (FOGAIBA) y los Servicios de Mejora Agraria y Pesquera han movilizado 4,7 millones de euros en cinco líneas de ayuda para el sector primario.

A esta cantidad se tienen que sumar los 630.000 euros que cuesta la creación de un plan de sequía y la revisión anticipada de Plan Hidrológico de las Islas Baleares tal como ha explicado el consejero de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca, Vicenç Vidal, en una comparecencia en la Comisión de Medio Ambiente y Territorio del Parlamento de las Islas Baleares sobre sequía.

El consejero ha avanzado los datos de las reservas hídricas del mes de septiembre, cuando se han situado en el 41% por término medio ponderada en todas las Islas. En el caso de Mallorca este dato cae al 40% (un punto porcentual menos que el mes de agosto), mientras que Menorca se mantiene al 49% e Ibiza al 33%.

El indicador de recursos de las Islas Baleares se muestra, por lo tanto, estable desde el mes anterior (41%) y 13 puntos por debajo del resultado del año anterior, situándose el déficit de lluvias anuales en el 26%. De hecho, las precipitaciones del mes de septiembre se encuentran en la media de lo que es habitual y se han notado poco en el estado del recurso. Y es que el índice de sequía continúa mostrando que de los 67 municipios de las islas, 27 se encuentran en alerta (el 40%). Son los que pertenecen a la Unidad de Demanda del Pla de Mallorca (Ariany, Campos, Maria de la Salut, Montuïri, Petra, Porreres, Sant Joan, Santa Margalida, Ses Salines y Vilafranca de Bonany) que llevan desde julio en alerta, y los de las Unidades de Demanda de Palma (Alaró, Andratx, Binissalem, Calvià, Consell, Lloseta, Llubí, Marratxí, Muro, Palma, Sencelles, Sineu) y Norte (Alcúdia, Buger, Campanet, Pollença, Sa Pobla) que entraron en alerta en agosto y se mantienen en septiembre. El resto, Tramontana, Sur y Llevant de Mallorca, Ibiza y Menorca se mantienen en prealerta.

El indicador de recursos de las Islas Baleares se muestra, por lo tanto, estable desde el mes anterior (41%) y 13 puntos por debajo del resultado del año anterior, situándose el déficit de lluvias anuales en el 26%

Se trata de unos datos de seguimiento que, por primera vez, se ponen al alcance de la ciudadanía y los gestores porque el anterior consejero "no las había utilizado nunca".
De hecho, las herramientas administrativas de gestión de la sequía son inexistentes porque la anterior legislatura "las quitaron del Plan Hidrológico", según Vidal. Un Gobierno, el anterior, que "desvistió a la dirección general de Recursos Hídricos, dejando estropear algunos medios técnicos como una máquina de sondeos que costó 600.000 euros, desmantelando el equipo de sondistas y no renovando el cuerpo de vigilantes". No sólo eso sino que "desmanteló ABAQUA", despidiendo a diez personas de las cuales se han recuperado dos.

Sin embargo en poco más de un año de legislatura la consejería de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca ha vehiculado una estrategia sobre cinco pilares: la información y la planificación, el aumento de disponibilidad de recursos no convencionales, la mejora en la gestión de recursos convencionales, la gestión de la demanda y el fomento de la participación, además de tomar medidas específicas para Ibiza y agricultura.

Con respecto al aumento de disponibilidad de recursos no convencionales, se han puesto al día infraestructuras para reutilización de aguas depuradas por riego en Ciutadella, Vilafranca y se ha iniciado en Formentera por 886.000€. También se ha conseguido recepcionar, por parte del Estado, las desaladoras de Santa Eulària des Riu y Ciutadella y la primera ya tiene lo encomienda de gestión de las obras de la red en alta a la red municipal de Santa Eulària por 2,3 millones.

Precisamente, en el ámbito de la desalación, se han puesto en marcha las instalaciones de Alcúdia (de funcionar en verano a pleno rendimiento todo el año) y Andratx, que ha necesitado una inversión de 220.000 euros. Desde el mes de marzo cada una de ellas produce 14.000m3 /día. En Palma, se ha adecuado la desaladora que ahora produce 64.800 m3/dia después de haber destinado, aproximadamente, 1 millón de euros para que de las 3 líneas que funcionaban pasaran a las 9 actuales. En Formentera, además, antes de final de año se ampliará la desaladora. También en este punto se han llevado a cabo mejoras en redes de distribución en alta, como el anillo de interconexión de Ibiza. La consejería ha conseguido desbloquear las obras que el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente tenía paradas desde 2011. El adelanto del dinero de las expropiaciones por parte d'ABAQUA (94.413 €) ha sido clave para que hoy Sant Josep ya tenga agua.

La mejora del sistema de Mallorca para permitir la distribución en dos sentidos (49.154 €) también es destacable, igual que la construcción de un dispensador de agua potable desalada para camiones en Son Pacs, que ha costado 49.154€, y que produce 120 m³/día permitiendo firmar un Convenio con el Ayuntamiento Puigpunyent que compra agua desalada a 0,70€/m3 en invierno y a 1 € en verano. Precisamente estos dispensadores de camiones se están construyendo en Ibiza por 236.000€. En Vila las obras ya se ejecutan mientras que en Sant Antoni se está a la espera de la licencia municipal. También se ha firmado un Convenio con el Ayuntamiento de Inca para el suministro de agua potable en caso de avería, con una inversión de 120.000€ por las obras de conexión de la red en alta con la municipal. Mientras tanto se ha hecho trabajo en la reforma del proyecto de conducción de Maria de la Salut-Petra y en breve se iniciará la tramitación del expediente para prolongar la red en las zonas con problemas de calidad y cantidad de agua como Manacor, además de otras mejoras como el automatismo e integración en el sistema de telecontrol del depósito de Andratx y del bombeo de Muro por 23.000€.

En agricultura y en Ibiza se han tenido que tomar "medidas extraordinarias", como el Decreto de sequía, en este último año

Con respecto a la gestión del recurso convencional, se han abordado mejoras a la infraestructura de captación de Sa Costera por 120.000€, aparte de asesorar en los ayuntamientos y el refuerzo de las políticas consejos y ayuntamientos por mejora de redes municipales.

El fomento de la participación, con tres convocatorias del Consejo Balear del Agua desde Septiembre 2015, las juntas insulares de aguas de Menorca e Ibiza, que no se convocaban desde hace 10 años, han sido una herramienta de diálogo y aportaciones como la mesa de la sequía agraria, que se ha reunido cuatro veces desde el mes de enero.

Precisamente en agricultura y en Ibiza se han tenido que tomar "medidas extraordinarias", como el Decreto de sequía, en este último año. Y es que la situación de Ibiza "ya fue crítica" el verano de 2014, cuando los recursos llegaron a estar al 27% mientras el Gobierno anterior "no es que no hiciera ningún tipo de gestión, sino que lo escondió".

Con respecto al sector primario, se declaró la situación de sequía el 4 de febrero en el Boletín Oficial de las Islas Baleares como primer paso para vehicular las ayudas, se congeló la tasa de residuos cárnicos "negociando con el Consejo de Mallorca", se produjo un encuentro con la ministra y se convocó el consejo agrario interinsular. En este campo, las medidas excepcionales han consistido en permitir la incorporación de comida no ecológico a las manadas que tienen esta categoría, la subvención del transporte para animales de ovino y cabruno hacia el exterior y las ayudas al sector, que han consistido en 5 líneas movilizando 4,7 millones.

En vista al futuro se tiene que continuar con la gestión destinada a alargar el máximo de tiempo el recurso disponible, básicamente ahorrando, preparando nuestras infraestructuras para el futuro y trabajando con todas las administraciones en un escenario de empeoramiento de la situación.

Así, se tomarán medidas con efecto inmediato destinadas al ahorro como campañas de concienciación generales y sectoriales, control de grandes consumidors (como la que se desarrolla actualmente en los campos de golf, el fomento de la revisión de tarifas del agua, la mejora de la oferta y otras actuaciones ya adjudicadas y pendientes de iniciarse como mejoras en las instalaciones de s'Estremera y el Puerto de Sóller (99.000€) y la ejecución del by pass en la conducción Sa Marineta-s'Estremera para posibilitar reversibilidad, entre otros.

En medio-largo plazo la revisión del Plan Hidrológico será una "buena herramienta de gestión". Un plan que se tenido que revisar de manera anticipada porque la Comisión Europea detectó "serias deficiencias", entre ellas, "la falta de medidas para hacer frente a la sequía".

Comentarios