La comisión de seguimiento de LifeWatch celebra su primera reunión en Sevilla

0
27
  • comisión seguimiento LifeWatch celebra primera reunión Sevilla
  • Andalucía será a partir de 2017 sede central de coordinación y gestión de esta infraestructura europea de investigación medioambiental.

Sobre la Entidad

La Junta de Andalucía es la institución en que se organiza el autogobierno de la Comunidad Autónoma de Andalucía.
27

La comisión de seguimiento del proyecto LifeWatch se ha reunido en Sevilla por primera vez para abordar, entre otros puntos, la puesta en funcionamiento en 2017 de la sede central de esta iniciativa europea para la investigación medioambiental. A este encuentro han asistido representantes del consorcio español, formado por el Ministerio de Economía y Competitividad, la Junta de Andalucía y la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir.

LifeWatch es una iniciativa basada en la creación de una infraestructura electrónica (e-Infraestructura), de la hoja de ruta del “European Science Forum on Research Infraestructures” (ESFRI) impulsada por la Comisión Europea para reforzar la capacidad científica, tecnológica y de la innovación de la región, en el ámbito de la Biodiversidad. En concreto, su objetivo es establecer una red de datos, información y  conocimiento basada en una potente e-Infraestructura de comunicaciones, supercomputación y “cloud” distribuida (Big Data), con la sede central en Andalucía para el desarrollo TIC, y con nodos en cada uno de los países participantes.

Esta dotación virtual brindará a la comunidad científica, a los gestores ambientales y a los ciudadanos el acceso a grandes cantidades de datos relacionados con la biodiversidad (bióticos: fauna, flora; abióticos: medios atmosférico, terrestre, oceánico y fluvial/aguas dulces) y trabajar sobre ellos con herramientas de análisis, disponibles en una serie de entornos virtuales de investigación como, por ejemplo, laboratorios virtuales y herramientas de soporte para la toma de decisiones.

LifeWatch es una iniciativa basada en la creación de una infraestructura electrónica (e-Infraestructura) impulsada por la Comisión Europea para reforzar la capacidad científica, tecnológica y de la innovación de la región, en el ámbito de la Biodiversidad

Junto a España, los países que han confirmado su participación como miembros fundadores son Bélgica, Eslovenia, Grecia, Italia, Países Bajos, Portugal y Rumanía, que se integrarán siguiendo la fórmula jurídica de Consorcio Europeo para las Infraestructuras de Investigación (ERIC, por sus siglas del inglés). Además, están implicados, como países asociados, Eslovaquia, Finlandia, Francia, Hungría, Noruega y Suecia.

Dentro de la participación de la Junta de Andalucía, las consejerías de  Economía y Conocimiento y de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio serán las encargadas de representar al Gobierno andaluz ante el consorcio internacional. Ambas departamentos participarán, además, en el diseño de la plataforma tecnológica que permita la integración de sistemas, contenidos y modelos ambientales en LifeWatch.

A ello, hay que sumar que la Consejería de Economía y Conocimiento, como responsable de la coordinación de la I+D de la región, dinamizará la participación de los agentes del conocimiento en el proyecto. Igualmente, asistirá al funcionamiento del consorcio ERIC a nivel económico, asumiendo el 50% de la aportación española (242.325 euros anuales).

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio realizará actuaciones orientadas a la definición de estándares y la integración  y puesta a disposición de la información ambiental para Europa. Para ello, centrará su participación en  integrar la Red de Información Ambiental de Andalucía, REDIAM, en LifeWatch como un modelo de referencia a implantar en el ámbito europeo. La REDIAM, de la que forman parte actualmente más de 150 socios (universidades, centros de I+D, empresas públicas y privadas), es, actualmente, el Punto Focal Autonómico de la Red Europea de Información y Observación sobre el Medio Ambiente (EIONET), que impulsa y coordina la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA).

Por su parte, para la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir la participación activa en esta infraestructura reviste un especial interés, ya que los medios que se van a utilizar y los objetivos que persiguen son complementarios a los fines que persigue la Directiva por la que se establece un marco comunitario de actuación en el ámbito de la política de aguas. Unido a ello, y desde un punto de vista territorial, en la cuenca hidrográfica del Guadalquivir se asientan entornos naturales, como el Parque Nacional de Doñana, entre otros, sobre los que recaerá todo el esfuerzo del Organismo de cuenca para su investigación, prevención y protección, siendo los recursos hídricos, sobre los que tiene competencias la CHG, un aspecto clave para la investigación de los ecosistemas y la biodiversidad.

Comentarios