“En la provincia de Valladolid hay ahora mismo más especies de peces invasoras que autóctonas”

0
511
511
  • El biólogo del Museo de la Ciencia de Valladolid, José Antonio García
  • Última de las charlas del ciclo ‘Entre ríos anda el juego’ a cargo de Noelia Sánchez, de la CHD, y José Antonio García, biólogo del Museo de la Ciencia.
  • José Antonio García Alfonso, adelanta en declaraciones a DiCYT que la situación es “mala”, hasta el punto que ya se están empezando a producir extinciones locales de peces autóctonos.

(Dicyt) Uno de los mayores problemas que afrontan nuestros ríos es la proliferación de especies exóticas invasoras. En algunos, ya es mayor el número de especies de peces invasoras que autóctonas, como es el caso del Pisuerga (en el que se contabilizan 8 especies invasoras y 7 autóctonas) o el Duero (con cifras similares, 8 especies invasoras por 6 autóctonas). Así lo indica José Antonio García Alfonso, biólogo conservador en la Casa del Río del Museo de la Ciencia de Valladolid, quien imparte hoy la última de las conferencias del ciclo ‘Entre ríos anda el juego’ junto con Noelia Sánchez Elena, técnico del Servicio de Estudios Medioambientales de la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD).

Durante la charla, que se enmarca en la celebración del Día Mundial del Medio Ambiente, ambos expertos explicarán la situación de las especies invasoras en los ríos de la provincia de Valladolid. José Antonio García Alfonso, adelanta en declaraciones a DiCYT que la situación es “mala”, hasta el punto que ya se están empezando a producir extinciones locales de peces autóctonos.

“Por ejemplo el gobio en el canal de Castilla, que aunque es un cauce artificial hace dos o tres décadas tenía poblaciones grandes de esta especie autóctona, hasta que se empezaron a introducir especies depredadoras como el black bass, y ahora ya no quedan. También en el Pisuerga, aunque no han llegado a desaparecer del todo, las bogas del Duero estaban antes mucho más extendidas y ahora solo se encuentran en sitios muy concretos. Se ha producido un descenso poblacional muy fuerte a causa del lucio, fundamentalmente, y del lucioperca”, detalla el biólogo.

Las especies invasoras que están causando más problemas son éstas, las depredadoras, dado que los peces autóctonos “no han evolucionado con ellas y no están acostumbrados”. Otras, como la carpa o el carpín, también influyen pero más “sobre el ecosistema en general que sobre otras especies de peces”, aclara.

Por otro lado, especies como el visón americano, repartido por la práctica totalidad de los cauces de Valladolid, también están causando problemas. Una de las que más ha proliferado en los últimos años es la almeja asiática, que ha vivido una auténtica “explosión demográfica”. “Hace años cuando había riadas se encontraban las conchas de los bivalvos autóctonos, y ahora lo que deja el río son conchas de almeja asiática en un 99 por ciento, lo que quiere decir que ahora mismo en el Pisuerga los bivalvos autóctonos están prácticamente desaparecidos”, apunta.

Respecto a la tortuga de florida, la población se mantiene estable y ha desplazado en el Pisuerga a la especie autóctona, el galápago leproso. Finalmente, la población de cangrejo rojo americano “parece que está bajando, aunque hay ciclos con picos poblacionales altos”, mientras que el cangrejo señal “en los ríos de la provincia donde está entrando está sustituyendo al cangrejo rojo”. No obstante, ambos originan los mismos problemas “depredan larvas de anfibios, transmiten afanomicosis (la peste del cangrejo), remueven el fondo, consumen plantas y horadan las orillas”.

José Antonio García señala que, por sus características, los ríos de la zona sur de la provincia de Valladolid son los que menos se están viendo afectados por las especies invasoras. Sin embargo, los datos del total provincial en el caso de los peces son adversos: existen 10 especies invasoras frente a 9 autóctonas.

Comentarios