Cambio climático, pobreza, hambre y desigualdad están conectados

0
239
  • Cambio climático, pobreza, hambre y desigualdad están conectados
  • Graziano da Silva interviene en un debate de alto nivel en la cumbre de la ONU sobre Desarrollo Sostenible

Sobre la Entidad

FAO
Alcanzar la seguridad alimentaria para todos y asegurar que las personas tengan acceso a alimentos de buena calidad que les permitan llevar una vida activa y saludable es la esencia de las actividades de la FAO.
239

La agricultura y el desarrollo rural necesitan recibir un fuerte impulso si queremos alcanzar los objetivos acordados a nivel mundial sobre la erradicación del hambre y la pobreza extrema para 2030, un reto que el cambio climático hace todavía más complejo, aseguró hoy el Director General de la FAO, José Graziano da Silva.

"Ello va a requerir cambios drásticos en la forma en que producimos y consumimos alimentos", añadió.

Graziano da Silva intervino en Nueva York en el "Diálogo interactivo sobre la pobreza y el hambre", un evento que forma parte de la Cumbre de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible.

La decisión de la comunidad internacional de adoptar los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible es un "momento histórico", aseguró el Director General de la FAO, señalando que es de hecho posible erradicar la pobreza y el hambre en esta generación. "Podemos ser la generación del Hambre Cero", subrayó.

Cambios drásticos

Sin embargo, para que esto suceda, se requieren "cambios drásticos en la forma en que producimos y consumimos alimentos", incluyendo la consecución de sistemas agrícolas y alimentarios más productivos, más inclusivos y más resilientes, con menores emisiones de gases de efecto invernadero”.

"Sabemos cómo hacerlo. Tenemos las tecnologías sostenibles para ello. En muchos casos, el reto es ponerlas al alcance de los agricultores familiares y las poblaciones rurales pobres ", explicó Graziano da Silva. Las desigualdades en los ingresos globales siguen creciendo y la pobreza sigue siendo un problema en gran parte rural: más de las tres cuartas partes de los pobres del mundo viven en zonas rurales, con una proporción aún mayor en los países de bajos ingresos.

Además, ciertos grupos aparecen en forma desproporcionada entre la población pobre: las mujeres, las personas con discapacidad, los niños, y las comunidades indígenas.

Haciendo hincapié en que el cambio climático, la pobreza, el hambre y la desigualdad están interrelacionados entre sí, el responsable de la FAO advirtió que estas cuestiones deben ser abordadas de forma conjunta para poder ser resueltas.

"Podemos crear el futuro que queremos, pero sólo si lo hacemos juntos", concluyó.

Comentarios