Uruguay reforzará su infraestructura para enfrentar los próximos eventos climáticos extremos

0
36
  • Gabriel Frugoni, director de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto.
  • El Gobierno cambiará el destino original de fondos presupuestales para asignarlos a la reparación de la caminería afectada por las copiosas lluvias caídas en las últimas semanas en todo el país, indicó el director de la OPP, Gabriel Frugoni. Recordó que Uruguay presenta un déficit en infraestructura vial que es atendido a través de transferencias de fondos a las intendencias.

Frugoni explicó en conferencia de prensa, al término del Consejo de Ministros, que Uruguay afronta desde hace décadas un atraso en materia de caminería departamental, situación que se agravó por los crecientes niveles de producción.

La creación del Impuesto a la Concentración de Inmuebles Rurales (ICIR) procuró generar fondos para atender esta situación, pero la declaración de inconstitucionalidad llevó a buscar una solución distinta para generar fondos, que se instrumentó a través de la modificación del Impuesto al Patrimonio lo cual demoró las soluciones, recordó el director de la OPP (Oficina de Planeamiento y Presupuesto).

El jerarca añadió que el país debe preparar su infraestructura para enfrentar de una mejor forma próximos eventos climáticos extremos y, en tal sentido, sostuvo que se “necesita, y esto de alguna manera tendrá que aprobarse en el futuro, de una tasa o un impuesto para el tema del mantenimiento”.

Precisó, además, que desde el Gobierno se ha procurado fortalecer la capacidad de gestión de las intendencias y contribuir a solucionar los aspectos de infraestructura con una mirada a futuro. “Las cosas hay que hacerlas en el largo plazo y bien hechas. Hemos avanzado muchísimo”, apuntó.

Desde el Poder Ejecutivo ya se transfirieron 25 millones de dólares para adquisición directa de maquinaria a varias intendencias, mientras este mes se aprobaron otros 15 millones para compras conjuntas por parte de los gobiernos de Artigas, Cerro Largo, Florida, Maldonado, Rocha, Salto y Tacuarembó. “Esto hubiera sido posible bastante antes, pero inconstitucionalidad del ICIR generó un retraso”, apuntó.

El Gobierno afrontarán la situación de emergencia en tres dimensiones: social, productiva e infraestructura”, explicó Frugoni. Así, se atiende de forma inmediata, a través del Sistema de Nacional de Emergencias, a la población evacuada por las inundaciones.

Por otra parte, el impacto de las inclemencias del tiempo en la producción es evaluado en la órbita del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca, en conjunto con las asociaciones de productores, tal como se suele hacerse ante este tipo de fenómenos, conclusiones que serán informadas este miércoles 12.

Comentarios