La UNAM constata las ventajas de los sistemas de cosecha de agua de lluvia

0
460

Sobre la Entidad

UNAM
La Universidad Nacional Autónoma de México es una universidad pública mexicana, la más grande del país y de América Latina,
460
  • El edificio de Programas Universitarios, localizado en CU, cuenta con una instalación para captarla, potabilizarla y destinarla al consumo humano
  • El consumo del líquido de este sistema es 100 por ciento seguro, pues se somete a varios tratamientos para cumplir con la NOM 127 SSA1-1994, y es monitoreado mensualmente por la DGSM de esta casa de estudios 

Frente a las carencias de agua potable en el país, el agua de lluvia es un recurso que podría satisfacer la demanda para consumo humano, riego y otros usos.

La UNAM, como parte de su Estrategia de Universidad Sustentable EcoPUMA, instaló un sistema de cosecha de agua pluvial para ese fin, en el edificio de Programas Universitarios, ubicado en CU; una ecotecnia que evita daños ambientales asociados a la explotación de pozos y a los procesos de distribución, que puede utilizarse para resolver problemas críticos de abasto en zonas urbanas y rurales.

El procedimiento permite captar 104 mil litros del recurso al año y demuestra que es posible recolectar las precipitaciones de manera eficiente para diversos usos.

El procedimiento permite captar 104 mil litros del recurso al año

Este sistema tiene un fin demostrativo y el líquido potable se pone a disposición de la comunidad universitaria con el nombre de Jugo de nube. Actualmente, el primer bebedero se encuentra en el edificio de Programas Universitarios.

Es 100 por ciento seguro, después de someterse a varios tratamientos para cumplir con la Norma Oficial Mexicana (NOM) 127 SSA1-1994; además es monitoreado mensualmente por la Dirección General de Servicios Médicos (DGSM) de la UNAM.

El proceso

La cosecha de lluvia consiste en la instalación de sistemas para captar el agua pluvial, que se puede usar para el baño, limpiar el auto, cocinar o como recurso potable, después de purificarla.

En el edificio de Programas Universitarios se colecta para consumo humano. Durante la temporada de lluvias, la que cae sobre el domo de cristal es canalizada hacia los Tlaloques (tecnología mexicana que separa la parte más sucia de la precipitación) para desechar los primeros 400 litros de cada aguacero y así reducir hasta el 75 por ciento de los contaminantes.

Lo obtenido se almacena en una cisterna que cuenta con componentes que evitan que se agite y se levanten sedimentos.

Posteriormente, a través de un tren de filtración se eliminan los microorganismos dañinos, residuos, metales pesados, olores y sabores. Por último, el recurso se distribuye al bebedero que se encuentra al interior del inmueble. Ahí, los universitarios pueden tomar jugo de nube, apto para consumo humano.

EcoPuma es la estrategia instrumentada por la UNAM para reducir su impacto ambiental y formar profesionistas comprometidos con el medio ambiente. El Programa Universitario del Medio Ambiente (PUMA) coordina los esfuerzos e iniciativas que realizan la institución y su comunidad en este campo.

Comentarios