CAF apoya el fortalecimiento del turismo comunitario en la región del Lago Titicaca

0
118
118
  • Isla Chelleca en el lado boliviano del Lago Titicaca (wikipedia)
  • El proyecto de turismo comunitario Rutas, destinos de turismo comunitario con calidad sostenible se ejecuta en comunidades del altiplano paceño con apoyo de CAF.
  • El objetivo es elevar los niveles de calidad de los servicios turísticos que ofrecen las comunidades y generar para ellas nuevas oportunidades de desarrollo.

(CAF) CAF -banco de desarrollo de América Latina- apoya, a través del proyecto Rutas, destinos de turismo comunitario con calidad sostenible las iniciativas que buscan fortalecer la actividad turística en la región del lago Titicaca, trabajando en cuatro circuitos de turismo comunitario en seis comunidades, esto mediante la aplicación de un estándar de calidad, la comercialización autónoma y las alianzas público privadas, para generar ingresos sostenibles.

En este marco se llevó a cabo la Mesa de Turismo propiciada por CAF y la Fundación Codespa, firma consultora especializada que ejecuta el proyecto, en la que participaron representantes del sector público, comunidades, sector privado y academia, con el objetivo de construir sinergias y lograr la implementación de servicios turísticos de calidad, apoyando la comercialización de productos y el posicionamiento de la marca Pachamama, que abarca una red regional de turismo comunitario en Bolivia, Ecuador y Perú. Una de las metas de esta actividad es la de lograr que los municipios involucrados incrementen en 5% los recursos de inversión para este rubro.

Emilio Uquillas, director representante de CAF en Bolivia, sostuvo que el turismo surge como una posibilidad real de contribuir a la economía de las comunidades rurales por las ventajas competitivas que tiene el país en este ámbito. “Bolivia cuenta con múltiples destinos turísticos naturales e históricos. Sin embargo, a la fecha el turismo es un sector con un limitado aporte al Producto Interno Bruto (PIB), poco más del 2%”, señaló.

Mencionó Uquillas que el apoyo de CAF al turismo responde a las oportunidades que brinda el país y la demanda actual de los turistas que tiene relación con la búsqueda de experiencias al interior de comunidades originarias. Para ello, es necesario, sin embargo, adelantar acciones como la capacitación de los receptores de turistas y generar la infraestructura mínima que permita consolidar esas oportunidades para comunidades rurales.

Brisa Uriona, coordinadora técnica del proyecto, señaló que éste se ejecuta en Bolivia, en los municipios de Puerto Pérez, Copacabana y Tiquina y, a nivel regional, en Perú y Ecuador.

Explicó que los pobladores de los municipios asociados en dos redes de turismo comunitario: APTHAPI y Misterios del Titikaka, tienen mucha expectativa tras la implementación del programa, dado, que hasta el momento se dieron pasos importantes para superar las limitaciones que tienen para la utilización de herramientas de gestión turística.

Según mencionó, están conscientes de que el turismo mejora la economía, pero que eso se logra con calidad en el servicio que se presta a los turistas ya sea en el transporte, alimentación, guías locales, existencia de servicios higiénicos, puestos de orientación, y otros. Una muestra de la implementación de los estándares de calidad que promueve el Programa RUTAS se puede observar en el sitio web: www.titicacaturismo.com

A manera de evaluación se detalló que desde la implementación del Programa, entre los avances, se ha incrementado el presupuesto del Centro de Interpretación para el Turismo Comunitario de Copacabana en 120.000 Bs. y actualmente ya se cuenta con un punto de información turística en el estrecho de Tiquina, por donde se registran aproximadamente 400 mil traslados al año, según un monitoreo realizado en 2012. Este proyecto se enmarca dentro de los Planes de Desarrollo turístico del Viceministerio de Turismo y la Gobernación Autónoma del Departamento de La Paz.

También se logró introducir en el mercado productos artesanales realizados por las asociaciones de mujeres de los municipios que participan en el proyecto con el logo de la marca Pachamama.

El programa Rutas trabaja actualmente con 544 familias de origen aymara, quechua y afroamericano en los tres países donde interviene.

Comentarios