El Gobierno asturiano autoriza las obras para poner en marcha el saneamiento del río Aboño en Gijón y Carreño

0
52
52

(Asturias) El Consejo de Gobierno del Principado de Asturias ha autorizado un gasto de 362.813,53 euros para contratar la construcción de canalizaciones de servicios, acometidas y las conexiones necesarias para la puesta en servicio del sistema de saneamiento del río Aboño, en los concejos de Gijón y Carreño. La obra será licitada por la Junta de Saneamiento con un plazo de ejecución de 5 meses.

La actuación aprobada permitirá poner en servicio este año una importante infraestructura de saneamiento y depuración que mejorará la calidad de las aguas de todo el valle de Aboño. La inversión realizada por el Principado en esta obra supera los 30 millones de euros: 23,8 corresponden al colector interceptor de la ría de Aboño y colector de aguas industriales y 6,5 al saneamiento de los valles del Reconco y el Pervera.

El gasto autorizado permitirá contratar los suministros de energía eléctrica, agua potable y comunicación de las diferentes instalaciones. Además, favorecerá la revisión de los equipos electromecánicos que las integran y su puesta en marcha. También se contratará un periodo de explotación de las instalaciones para comprobar y ajustar su funcionamiento. Por último, está prevista la construcción de dos canalizaciones pendientes para conectar los colectores de Montiana y Aboño con la red general de saneamiento.

El sistema del río Aboño está integrado por dos grandes redes de colectores destinadas a uso residual urbano e industrial con las que se recogerán los efluentes generados en la planta de Arcelor-Mittal en Veriña, en la futura Zona de Actividades Logísticas e Industriales de Asturias (Zalia) y en los polígonos industriales de Somonte I,II y III, La Peñona y Bankunión II. Asimismo, canalizarán las aguas residuales domésticas de diversos núcleos de población situados en las cuencas de los ríos Reconco, Pervera y Aboño.

Esta infraestructura hidráulica está formada por una extensa red de colectores en gravedad e impulsión, ocho estaciones de bombeo de aguas residuales, una de aguas pluviales y cinco elementos de control de vertidos. Estas redes concluyen en la estación depuradora de aguas residuales de La Reguerona, situada en la localidad de Aboño.

Comentarios