El Gobierno de Asturias adjudica las obras para completar el sistema de saneamiento del río Aboño

0
69
  • Gijón
  • La infraestructura de saneamiento, de gran importancia para Carreño y Gozón, ha supuesto una inversión que supera los 30 millones.

La Junta de Saneamiento, organismo dependiente de la Consejería de Fomento, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente, ha adjudicado las obras con las que se completará el sistema de saneamiento del río Aboño, que afecta a los concejos de Gijón y Carreño. Asturviesca S.L será la empresa encargada de acometer los trabajos, que supondrán una inversión de 273.924,21 euros y cuentan con un plazo máximo de cinco meses. El presupuesto de licitación fue de 362.813,53 euros (IVA incluido).

La actuación programada prevé la construcción de canalizaciones de servicios, acometidas y conexiones necesarias para rematar obras ya ejecutadas. Una vez concluidos los trabajos se pondrá en servicio una infraestructura de saneamiento de gran importancia para Carreño y Gozón.

Las obras consistirán en la contratación de los suministros de energía eléctrica, agua potable y comunicación de las diferentes instalaciones, así como en la revisión de los equipos electromecánicos que las integran y su puesta en marcha. También se contratará un periodo de explotación de las instalaciones para comprobar y ajustar su funcionamiento. Por último, está prevista la construcción de dos canalizaciones para conectar los colectores de Montiana y Aboño con la red general de saneamiento.

Sistema saneamiento río Aboño

El sistema del río Aboño está integrado por dos grandes redes de colectores destinadas a uso residual urbano e industrial con las que se recogerán los efluentes generados en la planta de Arcelor-Mittal en Veriña, en la futura Zona de Actividades Logísticas e Industriales de Asturias (Zalia) y en los polígonos de Somonte I, II y III, La Peñona y Bankunión II. Asimismo, canalizarán las aguas residuales domésticas de diversos núcleos de población situados en las cuencas de los ríos Reconco, Pervera y Aboño.

Esta infraestructura hidráulica está formada por una extensa red de colectores en gravedad e impulsión, ocho estaciones de bombeo de aguas residuales, una de aguas pluviales y cinco elementos de control de vertidos. Estas redes concluyen en la estación depuradora de aguas residuales La Reguerona, ubicada en Aboño.

Hasta ahora se han invertido en esta actuación más de 30 millones de euros, de los que 23,8 se destinaron a la construcción del colector interceptor de la ría de Aboño y el colector de aguas industriales y otros 6,5 al saneamiento de los valles del Reconco y el Pervera.

Comentarios