Un brote de cólera deja 32 muertos en Sudán del Sur

0
11
11

Al menos 32 personas han muerto entre los más de 700 casos de cólera que se han registrado hasta el momento en Juba y Bor, en Sudán del Sur, según ha informado este martes el Fondo de la ONU para la Infancia (UNICEF), que ha precisado que una de cada cinco víctimas mortales son niños menores de cinco años.

"El cólera es una enfermedad mortal que afecta de manera desmesurada a los niños pequeños", ha subrayado el representante de UNICEF en Sudán del Sur, Jonathan Veitch. "Una de las formas más contundentes de responder a este brote es dando a los niños en edad escolar la información y herramientas que necesitan para protegerse a sí mismos y a sus familias", ha precisado.

La agencia de la ONU, que ha resaltado el papel de la educación para detener el brote de cólera en Sudán del Sur, está trabajando con los niños y profesores en todo el país para concienciar sobre cómo prevenir la enfermedad y que no se propague aún más.

Es una carrera contrarreloj para prevenir la propagación del cólera por el río Nilo

En Ecuatoria Central, donde está localizado el brote, los alumnos y profesores en las escuelas cercanas a los focos de cólera han invitado a UNICEF a hacer visitas a los colegios para concienciar sobre los principales factores de riesgo. Unos 1.340 alumnos y 30 profesores ya se han beneficiado de esta información vital, cuyo objetivo es llegar a 150 escuelas.

UNICEF y sus aliados, incluidos la OMS y el Ministerio de Sanidad, están trabajando en todo el país para que las escuelas estén al frente de la respuesta, ha explicado en un comunicado.

Así, los profesores y alumnos están recibiendo formación sobre promoción de la higiene, como la importancia del lavado de manos con jabón y una manipulación segura de los alimentos. En los espacios amigos de la infancia de UNICEF, los niños reciben formación y se les anima a concienciar a sus propias familias y comunidades, una importante medida en Sudán del Sur, donde el 70% de los adultos no sabe leer o escribir.

Asimismo, UNICEF y sus aliados también están difundiendo mensajes para prevenir el cólera y organizando debates en 19 emisoras de radio, y poniendo carteles en escuelas y sitios públicos.

Además la agencia de la ONU está trabajando para fortalecer los servicios de salud, distribuyendo jabón a las comunidades, llevando a cabo campañas de vacunación en los asentamientos de protección de civiles masificados y concienciando a las comunidades vulnerables sobre la prevención y detección temprana, mediante la formación a voluntarios, profesores y líderes religiosos.

Riesgos de una expansión del brote

Veitch ha advertido de que si este brote se expande más allá de su posición actual, especialmente a los estados afectados por el conflicto, la carencia de servicios de salud operativos podría llevar a una pérdida devastadora de vidas. Actualmente 184 instalaciones sanitarias han cerrado o han sido destruidos en las zonas afectadas por el conflicto.

"Es una carrera contrarreloj para prevenir la propagación del cólera por el río Nilo, especialmente durante la estación de lluvias. Ahora nuestra prioridad es llegar a los niños más vulnerables que necesitan con urgencia agua potable y vacunas", ha explicado.

UNICEF en Sudán del Sur necesita urgentemente 4,6 millones de dólares (cerca de 4,2 millones de euros) para financiar la respuesta de emergencia al cólera durante seis meses.

Comentarios