La modificación de las bonificaciones en la tarifa del agua en Málaga demuestra que el sistema es “injusto e insolidario”, según el PSOE

0
32
32
  • María Gámez en rueda de prensa.
  • Gámez: “De la Torre ha pasado de ducharse con 11 litros a acabar empapado por imponer un sistema de precios que solo busca como seguir esquilmando los bolsillos de los malagueños”.

La portavoz socialista el en Ayuntamiento de Málaga, María Gámez, ha destacado esta mañana que el anuncio de una nueva modificación en las bonificaciones del sistema tarifario del agua por habitante puesto en marcha por el equipo de gobierno del PP hace ocho meses ha demostrado que es “aún más injusto e insolidario” con los habitantes de la capital. De esta forma, para Gámez, el alcalde Francisco De la Torre, también presidente del consejo de administración de EMASA, “ha pasado de ducharse con 11 litros a acabar empapado por imponer un sistema de precios que solo busca como seguir esquilmando los bolsillos de los malagueños, y una muestra de ello es que EMASA va a aumentar por segunda vez el fondo social para los ciudadanos más perjudicados, primero para los que estaban por debajo de 116 litros diarios y, ahora, para los que gastan menos de 133 litros/día”.

¿Dónde está la supuesta justicia que defendía De la Torre con el nuevo sistema de tarificación del agua si la propia EMASA reconoce implícitamente el perjuicio de haberlo puesto en marcha?”, se ha preguntado Gámez, que ha criticado que los baremos establecidos con los nuevos precios de la empresa municipal sigue sin tener en cuenta las circunstancias de precariedad económica por la que pasan muchos malagueños, los errores en los empadronamientos que perjudican a colectivos como los estudiantes que viven alquilados en la capital, el gasto de las comunidades de propietarios y “sigue marginando a los mayores que viven solos o usan más agua por casos de discapacidad en su aseo personal, entre otros muchos ejemplos que pueden encontrarse”. Así, Gámez ha recordado que en algunos casos como en la zona de los edificios de Santa Isabel en el Camino de San Rafael, el aumento del recibo ha sido de hasta un 95% en comparación con el sistema anterior de precios municipales.

“Si 37.000 firmas están en contra del sistema que De la Torre se ha empecinado en defender o 5.000 malagueños se manifestaron el pasado mes de marzo para denunciar la asfixia que sufren los malagueños que peor lo están pasando, es porque un nuevo capricho del alcalde y presidente de EMASA ha perjudicado a un buen número de ciudadanos ante los que ahora el PP quiere seguir parcheando las consecuencias de una decisión a todas luces equivocada”, ha manifestado la portavoz socialista.

“Poco a poco, el tiempo nos está dando la razón al demostrarse que, como llevamos diciendo desde hace meses, el PP está jugando con la situación de muchos malagueños que no pueden afrontar la subida de impuestos y tasas en esta ciudad, entre ellos el precio del agua, y ante los que De la Torre no muestra ningún tipo de solidaridad por las decisiones que vemos que continúa tomando a diario”.

Comentarios