La Confederación del Ebro comienza a gestionar el primer salto hidroeléctrico revertido a la Administración

0
101

Sobre la Entidad

Confederación Hidrográfica del Ebro
La Confederación hidrográfica del Ebro, la CHE, es el organismo de gestión, regulador y mantenedor de las aguas y riegos de la cuenca hidrográfica del Ebro. 
  • Xavier de Pedro

Xavier de Pedro, ha presidido el acto oficial de reversión esta mañana, al que también han asistido responsables del antiguo titular de la explotación.

La Confederación Hidrográfica del Ebro, gestiona desde hoy la central hidroeléctrica de El Pueyo de Jaca, en Panticosa (Huesca), el primer salto que se revierte en España a la Administración una vez ha finalizado el plazo de la concesión hidroeléctrica a una empresa privada.

Este paso se inscribe en una novedosa línea de acción al amparo de la propuesta del Plan Hidrológico de la Demarcación del Ebro, donde se recoge que el Organismo podrá gestionar estos saltos revertidos y los beneficios se destinarán al desarrollo de los territorios que los generan, a la restauración ambiental, a la eficiencia y modernización de regadíos y a las necesidades energéticas del organismo.

Xavier de Pedro, ha presidido el acto oficial de reversión esta mañana, al que también han asistido responsables del antiguo titular de la explotación.

De Pedro ha insistido en el hito que supone la gestión de este salto, que es el primer paso para crear un nuevo capítulo presupuestario del Organismo donde se reflejarán los beneficios procedentes de los saltos revertidos.

El de El Pueyo es el primer salto revertido a favor de la Administración hidráulica en España, pero la gestión de estos saltos, ya quedaba amparada por el Texto Refundido de la Ley de Aguas, en su artículo 53.4.

Se calcula que en los próximos diez años, se podrían revertir hasta 11 saltos de importancia en la Cuenca del Ebro, cuyo plazo concesional ha finalizado recientemente o está cercana su finalización.

Una primera valoración sitúa los beneficios de esta explotación entre 2 y 3 millones de euros anuales, aunque la cifra dependerá de la aplicación de la nueva reforma del sistema eléctrico español. 

Comentarios