Los daños de los incendios en los acuíferos

300
0
300

Julio M. Lázaro (El País)

El fiscal especial de Medio Ambiente, Antonio Vercher, destacó ayer la "extraordinaria incidencia" de los incendios sobre los acuíferos, ya que, tras un incendio, las filtraciones primero contaminan el agua y después, al no quedar cubierta vegetal, los acuíferos se acaban secando. Según Vercher, la desaparición de acuíferos contribuye a la progresiva desertificación de España, por lo que a partir de ahora se va a valorar e incluir como daños económicos de los incendios la afectación de acuíferos. El Instituto Geológico Minero ha desarrollado fórmulas estimativas para valorar las pérdidas.

El fiscal especial de Medio Ambiente, Antonio Vercher, explicó que el deterioro de la calidad de las aguas subterráneas se produce debido al arrastre de las cenizas hacia el interior del acuífero. Este tipo de impacto sobre la calidad del agua es muy diferente en acuíferos kársticos, de alta vulnerabilidad, donde la transmisión es muy elevada, que en acuíferos detríticos, donde el impacto es menor. Para calcular el impacto de los incendios y su repercusión económica, el Instituto Geológico Miner ha establecido una serie de variables que servirán para valorar económicamente los daños causados en los acuíferos y pasar la factura a los incendiarios.

incendios-acuiferos.JPG

Fuente.- El Pais e IGME

Además, la Fiscalía de Medio Ambiente ha llamado la atención sobre el coste del agua utilizada en la extinción de los incendios, que hasta ahora no se viene contabilizando a la hora de determinar la responsabilidad civil causada por un incendio. Para Vercher, "en modo alguno" ese precio puede ser excluido, no sólo por el valor del agua en sí, sino también por la carencia que provoca en el lugar del que se extrae. En Galicia, tras los incendios de 2006, la capacidad de algunos embalses disminuyó hasta un 50% y hubo localidades, entre ellas Vigo, en que las autoridades estuvieron a punto de aplicar restricciones. Por eso, a partir de ahora, los fiscales tendrán que pedir información sobre los modelos de autobombas y aviones utilizados en la extinción, su capacidad y número de descargas, para determinar el valor del agua utilizada.

Comentarios