El 37 Congreso del PSOE aprueba una ponencia sobre gestión de agua que incluye el recurso a los trasvases

92
0
92

La Comisión sobre Cambio climático constituída en el 37 Congreso Federal del Partido Socialista Obrero Español ha aprobado la siguiente ponencia con enmienda sobre la gestión del agua:

Hemos obtenido éxitos en las mejoras de la productividad de la agricultura, pero no tanto en la prevención de las injustas o negativas consecuencias sociales y medioambientales asociadas a esos éxitos. No hemos prestado la atención requerida a cuestiones como la pérdida de biodiversidad, o al déficit de provisión de agua. Es hora de poner en marcha políticas que eviten o minimicen estos efectos.

En España estamos sufriendo estos fenómenos y, por tanto, consideramos que el tema del agua exige un gran pacto político, territorial y social, tal y como figura en nuestro programa electoral pues la gestión del agua es prioritaria en nuestra agenda política, ya que los efectos del cambio climático se verán agravados o minimizados en función de la correcta o incorrecta utilización y gestión del agua, entendida por nosotros como lo que es, un recurso limitado.

Por ello, debemos continuar con la política del agua desarrollada en los últimos cuatro años, para garantizar el consumo, presente y futuro, a toda la población y aplicar de forma adecuada y eficiente, con solidaridad y consenso, la gestión de los recursos hídricos a través de modernización de conducciones, ahorro de consumo, desalinización, reutilización, modernización de regadíos y aquellas transferencias del recurso, a través de las infraestructuras hidráulicas necesarias, que sean viables económicamente, medioambientalmente sostenibles y socialmente aceptadas.

En declaraciones a los periodistas desde el Palacio de Congresos Municipal de Madrid, donde este fin de semana se celebra el cónclave socialista, el secretario general de los socialistas murcianos, Pedro Saura, valoró como “muy positiva” para la Región de Murcia la aprobación de las dos enmiendas presentadas por el PSOE de Murcia, tras un duro debate en el interior de la comisión por la definición del término ‘trasvase’.

De hecho, según explicó el propio Saura, la delegación de Castilla- La Mancha votó en contra de las enmiendas murcianas que permitirán que la dirección socialita plantee un Pacto Nacional de Agua, que contemple la desalinización y las transferencias de agua a las zonas que lo necesiten, siempre que sean “social y económicamente viables”.

El diputado por Toledo, Alejandro Alonso, dijo al terminar la reunión de la comisión de cambio climático, que la ponencia marco había recogido la propuesta del secretario general del PSOE castellano-manchego, José María Barreda, para ofrecer al resto de las formaciones políticas y sociales un gran pacto nacional por el agua.

«En este debate complejo, que tiene muchas aristas, Castilla-La Mancha cada día está mejor posicionada e, incluso, la palabra trasvase ha desaparecido como terminología», dijo Alonso, a través de un comunicado remitido por el PSOE de la región.

Según el diputado toledano, las posiciones de Castilla-La Mancha van ganando la batalla y queda claro que «si en algún momento en España se producen trasvases serán para garantizar el abastecimiento de las poblaciones y tendrán que ser siempre políticas de medidas hidráulicas que se adoptan con carácter de emergencia».

Comentarios