El Gobierno de Navarra aprueba la realización de un estudio cartográfico en detalle de la zona inundable en la confluencia de los ríos Arga y Aragón

7
0
7

El Gobierno de Navarra ha autorizado al director general de Medio Ambiente y Agua a realizar un gasto plurianual de 189.982,48 euros destinado a obtener un modelo digital del terreno y ortofoto a escala 1:1.000 de la zona potencialmente inundable en la confluencia de los ríos Arga y Aragón.

Esta zona, situada en los términos municipales de Falces, Peralta, Funes, Marcilla, Caparroso y Villafranca se ha visto afectada por varias inundaciones de notable importancia, la última en abril de 2007. Se trata de una zona muy compleja debido a que cuenta con llanuras de inundación muy amplias, motas de protección con nivelación irregular y la propia confluencia de los dos ríos.

Como paso previo a la modelización hidráulica y a la redacción de los consiguientes proyectos constructivos, el Departamento de Desarrollo Rural y Medio Ambiente considera necesario estudiar la problemática de la inundabilidad y las diferentes alternativas posibles. Para ello, se realizará un trabajo cartográfico en detalle, mediante tecnología LIDAR (Laser Imaging Detection and Ranging), para obtener un modelo digital del terreno y ortofoto a escala 1:1.000. Estos datos completarán el estudio “Delimitación de zonas inundables y ordenación hidráulica de los ríos de la cuenca del Arga y Cidacos en Navarra” y que fue redactado en el año 2000. Los proyectos constructivos resultantes se realizarán respetando la Directiva Marco del Agua y la directiva europea relativa a la evaluación y gestión de los riesgos de inundación.

Tecnología LIDAR

La tecnología LIDAR permite determinar la distancia desde un emisor láser a un objeto o superficie utilizando un haz láser pulsado. En topografía, la medición de distancias con láser para aplicaciones de mapas a gran escala está revolucionando la toma de datos digitales relativos a la elevación de terrenos. Una ventaja significativa de esta tecnología, con respecto a otras, es que los datos pueden ser adquiridos en condiciones atmosféricas en las que la fotografía aérea convencional no puede hacerlo. Por ejemplo, la toma de datos puede hacerse desde un avión en vuelo nocturno o en condiciones de visibilidad reducida, como las que se dan con tiempo brumoso o nublado.

Comentarios