Andalucía identifica 76 masas de agua subterráneas mediante la Tomografía Remota Térmica

1.248
0
1248

La Consejería andaluza de Medio Ambiente ha identificado 76 masas de agua subterráneas en las cuencas mediterráneas, del Guadalete-Barbate y del Tinto-Odiel y Piedras, mediante la aplicación de una nueva tecnología, que permitirá completar los mapas cartográficos de las masas de aguas subterráneas de dichas cuencas. Esta nueva tecnología, denominada Tomografía Remota Térmica, es un sistema pionero en su aplicación en la Comunidad Autónoma Andaluza, que permite identificar las masas de agua subterráneas, sin necesidad de realizar sondeos en los acuíferos.

Este proyecto supone, con respecto a otras tecnologías tradicionales, un gran complemento con múltiples ventajas, ya que además de ser altamente fiable y respetuosa con el medio ambiente, permite obtener una visión rápida de la geometría y funcionamiento de los acuíferos, obteniendo cartografía general de coste inferior a la realizada hasta ahora y en mucho menor tiempo que el utilizado con la realización de sondeos.

El objetivo de este proyecto de investigación, impulsado por la Agencia Andaluza del Agua, es la generación de la cartografía sintetizada de acuíferos, hasta una profundidad máxima de 4.000 metros, en una superficie que abarca 38.500 kilómetros cuadrados, distribuidos por las cuencas mediterráneas, las provincias completas de Cádiz y Huelva y la Sierra Norte de Sevilla. Medio Ambiente, además de analizar el comportamiento de los 76 acuíferos identificados en esta superficie, puede reconocer zonas más favorables para la infiltración y almacenamiento de las aguas subterráneas, así como realizar una primera valoración de sus recursos hídricos, de cara a poder determinar sus posibilidades reales de explotación sostenible.

Así, mediante esta nueva técnica pionera en Andalucía, se pueden identificar las grandes estructuras y formaciones acuíferas, sus límites y las relaciones hídricas entre estas masas de agua y otras unidades hídricas, por ejemplo su salida a aguas continentales o la intrusión de agua salada en los acuíferos. Esta identificación se consigue mediante la toma de fotografías por sensores infrarrojos situados en satélites, que tras realizar un adecuado análisis de los datos extraídos, genera un verdadero sondeo virtual de la tierra.

Actualmente, la Agencia Andaluza del Agua ya ha analizado las 25 unidades de masas de aguas subterráneas de la provincia de Almería, en las que se incluyen las zonas del Bajo Almanzora, el Campo de Dalías y Andarax, la Sierra de Gador, Campos de Nijar, Delta del Adra, Bédar-Alcomia y la Sierra del Cabo de Gata.

Comentarios