Obras de emergencia para la reparación de daños en el Canal del Segura

48
0
48

El Consejo de Ministros ha dado el visto bueno, en su reunión, a dos obras de emergencia para la reparación de daños en el Canal del Segura, en el término municipal de Campos del Río (Murcia), por un presupuesto conjunto de 536.372 euros.

Estas obras de emergencia, ejecutadas por el Ministerio de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino (MARM), tienen como objetivo fundamental garantizar la seguridad del Canal. Son las siguientes:

- Actuaciones para la reparación de los daños producidos por la inestabilidad de un tramo de ladera en el Canal del Segura, en la zona de Yéchar: con un presupuesto de 354.917,81 euros, esta actuación consiste en el desvío del canal en unos 70 metros, de manera que se sitúe en una zona estable donde no exista peligro de arrastre por deslizamiento del talud.

Dicho desvío se ejecutará mediante una tubería de acero hormigonada exteriormente que estará unida, a través de dos arquetas de conexión, con el canal existente, que se dejará fuera de servicio en esta zona.

- Obras para la reparación de los daños producidos por el asentamiento de la pila nº1 y el deslizamiento de la ladera oeste del acueducto sobre el barranco del Moro, en el Canal del Segura: actualmente se está trabajando en el proyecto de reparación y refuerzo de la estructura del acueducto.

Durante los trabajos, se ha detectado el asentamiento y una ligera inclinación de una de las pilas, así como un deslizamiento de terreno en la ladera oeste.

Se ha adoptado una solución provisional que ha detenido el asentamiento de la misma pero que no es suficiente. Esta obra de emergencia, cuyo presupuesto asciende a 181.454,40 euros, acometerá una actuación de mayor envergadura reforzando la pila mediante un recubrimiento con hormigón armado.

Asimismo, se reforzará la cimentación de la pila con micropilotes empotrados.

Además, se realizará una pantalla de micropilotes, con su correspondiente viga de coronación, en una cota superior a la pila para evitar los deslizamientos superficiales mencionados.

Una vez asegurado el canal, se recuperará su geometría inicial izándolo con gatos hidráulicos y a continuación se impermeabilizarán las juntas del tramo afectado con una membrana apta para el agua potable.

Por último, se realizarán una serie de obras accesorias que consisten en una cuneta de guarda de hormigón en la coronación del terraplén que, junto con un canal de drenaje superficial, conducirá las aguas hasta la rambla, donde se colocará una escollera.

Fuente.- MARM

Comentarios