Connecting Waterpeople
CETA2020
Consulta el avance del programa y compra ya tu entrada con descuento.
ACCIONA

Digitalización en desalación

352
  • Digitalización desalación

Sobre el blog

Alejandro Beivide
Director de Transformación Digital y Sistemas de Control de Acciona. Línea de Negocio - Agua. PDD-E-2018 IESE Business School. Ingeniero en Automática y Electrónica Industrial. Master en Energías Alternativas y Eficiencia Energética
· 352

La carrera por la innovación, la apuesta tecnológica y del trabajo optimizado para ofrecer los mejores y más competitivos proyectos de desalación a nivel mundial tiene un nuevo actor, la digitalización.

Han llegado a los pliegos de condiciones y a las especificaciones técnicas para los grandes proyectos de desalación un conjunto de nuevos conceptos que hacen que los proyectos a ejecutar abarquen y cubran nuevas disciplinas y necesidades tecnológicas. Está claro que la cuarta revolución industrial está envolviendo el sector del agua de estos conceptos que se tienen que plasmar en realidad.

Ya no es una opción competitiva o una apuesta tecnológica que defina a la empresa licitante, sino que es un requisito más de proyecto a diseñar y ejecutar

La digitalización ha aterrizado como actor principal dentro de los proyectos y como tal hay que tratarlo.

Es verdad también que en este sector había síntomas de cambios desde hace tiempo. Quizás no tan presentes en todos los requerimientos técnicos, pero si empezaban a ejecutarse mejoras relacionadas con el mundo de la digitalización y de inicio con la gestión de la información.

El pasado en gestión de la información fueron los sistemas de servidores de históricos. Se trabajó mucho en la capacidad de almacenamiento y funcionalidades ya que las bases de datos de SCADA convencional no cubrían las nuevas necesidades de capacidad de históricos y de gestión de esa información. 

Quizás el catalizador del cambio de requerimiento de estos sistemas haya sido la necesidad de integrarlo con los ERP (Enterprise Resource Planning, o sistema de planificación de recursos empresariales) y los CMMS (Computerized Maintenance Management System o en castellano, Sistema de gestión de Mantenimiento por ordenador) algo que lo venían demandando de lejos los operadores por su alto potencial, pero no siempre alcanzado por su complejidad en sistemas y compatibilidades.

Hoy en día los sistemas de servidores de históricos ofrecen estas funcionalidades a los sistemas de gestión y están conectados normalmente a los de planificación y de mantenimiento.

¿Por qué he dicho “el pasado” en mi anterior párrafo? Porque a nivel operativo esto se puede considerar como “presente pasado”. Hoy en día se engloba toda esta funcionalidad y muchas más en lo que se denomina PMS o Plant Management System, sistema de Gestión de la Planta, con todo lo que puede conllevar a nivel de gestión de la información, KPIs, reporting e informes y sistemas de analítica avanzada y predicción. Se está extendiendo su uso y ya hay muchos proveedores de sistemas de este tipo para las plantas de manera local o incluso sobre plataformas de la nube. Una variante que se integra a veces en los PMS o que queda de manera individual por su importancia y valor operacional son los EMS o Energy Management Systems o sistemas de gestión de la energía. Es tal su importancia que se trata esta información como fuente de valor dentro de las operaciones de las plantas a lo largo de su periodo de vida.

Además de este tipo de sistemas se demanda de manera muy creciente la necesidad de tener un gemelo digital o digital twin. Las ventajas son innumerables y abarcan muchos de los conceptos de la industria digital, tales como, big data, ingeniería colaborativa, predicción y analítica, conectividad avanzada…

El gemelo digital aporta una imagen “virtual” de nuestro proyecto o planta. En desalación en concreto, esto se ve reforzado por la aparición y uso muy extensivo de los sistemas BIM (Building Information Modeling) como motor de ingeniería en todas las fases del proyecto. Una realidad digital precoz de nuestro proyecto potencia las capacidades de análisis, optimización y mejora de la productividad minimizando tiempos e impactos por fallos detectados de manera precoz. Además de estas funcionalidades una que es clara es que permite probar el sistema de control contra el gemelo digital, lo que nos da una imagen muy clara de las posibilidades a nivel de operación y las posibles optimizaciones derivadas de su uso.

Otros gran intervinientes que han aterrizado con fuerza son la analítica de datos y los sistemas de inteligencia artificial. Asociados a Big Data y a sistemas cloud (nube) o edge (límite), esta nueva funcionalidad es una optimización continua de las actividades y los procesos ligados al proyecto y su operación. 

Se demandan sin parar sistemas de inteligencia artificial que sean un apoyo al operador, al cliente y al conocimiento exhaustivo de los procesos desde un punto de vista muy analítico basando todo el criterio en el valor del dato convertido en información

Estos nuevos conceptos son algunos de los que empiezan a verse en muchas de las especificaciones técnicas de los grandes proyectos de desalación. Es importante que nos vayamos familiarizando con ellos y preparando soluciones competitivas para cubrirlos en los proyectos.

Lo sé… no se me olvida… El concepto por excelencia es la ciberseguridad, pero habla por sí mismo y creo que no hay que explicar más que en el mundo conectado la ciberseguridad de nuestros sistemas y comunicaciones es fundamental. Concepto duro, difícil y con alcances muy variados, pero a la vez ya presente en nuestras vidas y proyectos digitales.

Comentarios