Venezuela: Grifos sin Agua y Ciudadanos sin información necesaria

123
0
  • Venezuela: Grifos Agua y Ciudadanos información necesaria

Sobre el blog

Carlos Romero Mendoza
Ideas, opiniones y consideraciones para el debate de los ciudadanos.

Durante al año 2015, varios sectores de la ciudad de Caracas empezaron a ser sometidos a un racionamiento permanente de agua, Hidrocapital, empresa prestadora del servicio de agua y saneamiento, definió unos horarios distribuidos por zonas.

En el caso de quien escribe, los miércoles y sábados, eran los dos días que afectaba el racionamiento;  años atrás el agua no era problema, había acceso continuo.  La política de racionamiento empezó a cambiar, sin información y menos aún explicación, los grifos empezaron a quedarse sin agua desde el martes al mediodía y se extendía hasta los jueves al mediodía, así como también empezaba el racionamiento los viernes en la tarde y se extendía hasta el domingo.  Lo irregular de ese esquema claramente alteraron la dinámica de muchos hogares afectados de la capital venezolana. 

En un momento determinado, la comunidad en la que reside quien escribe llegó a durar 5 días sin agua, sin información sobre las razones de esa situación, llevó a una protesta cívica y de inmediato apareció el problema: una llave estaba dañada y no había recursos para repararla, hasta que la presión logró solventar ese problema técnico de cerrar el acceso del agua a la comunidad por parte de hidrocapital.

Las excusas del racionamiento fuera del cronograma establecido, cuando se lograban encontrar, era la baja presión en el sistema, arreglos en una tubería, problemas de sequía, etc..., pero jamás la empresa se acercó a hablar con los vecinos. Los vecinos acudían a las autoridades Municipales y la respuesta no satisfacía las expectativas, porque en Venezuela la gran mayoría de municipios no participan en la gestión integral del agua.

La Ley Orgánica de Prestación del Servicio de Agua Potable y Saneamiento vigente, ordena que las empresas prestadora de servicio informen a los Municipios de cualquier anormalidad en la prestación del servicio, pero la relación institucional entre hidrocapital y los gobiernos locales que son gobernados por actores opositores a la idea Socialista, no resultaba efectiva a los fines de garantizar información técnica y suficiente, no sólo de los problemas de la distribución del agua, sino que menos aún sobre la calidad del agua, que en algunas comunidades empezó a ser colora y olora.

En consecuencia, los ciudadanos organizados en RED empezaron a tomar al menos un día a la semana para monitorear la situación del racionamiento, encontrando que todos tenían un punto en común, el malestar por no disponer de información sobre el racionamiento, sus causas y su duración.

Varias sesiones de trabajo se hicieron durante el año 2015, en julio con la ayuda de 3 vecinos, expertos en temas de gestión de agua, se tomó la iniciativa desde la sociedad civil de organizar un I Taller Vecinal de Agua en el Municipio Baruta. El taller tuvo 4 contenidos: los derechos ciudadanos en materia de agua; la explicación sobre el sistema de distribución para entender ¿por qué no llega el agua?; la realidad global en el tema de agua y por último prevención ante la contingencia.

Luego de ese taller se realizaron reuniones entre vecinos de distintas comunidades y expertos, se logró hacer 3 reuniones poco exitosas con Hidrocapital, se les entregó una serie de denuncias que jamás fueron respondidas, el tiempo fue pasando, y la RED a través de unos vecinos voluntarios, fueron registrando e identificando consensos sobre las acciones que las autoridades locales deberían asumir para acompañar a sus electores en esta situación. 

En ese sentido, viendo que el tema cada vez vinculaba a más ciudadanos, a más sectores y que se convertía en un problema que permanecía en el tiempo sin aparente respuesta concreta sobre sus posibles soluciones, la RED se fue consolidando como espacio para el debate público sobre la problemática, varios concejales se unieron al mismo y el Alcalde del Municipio Baruta, facilitó sus instalaciones para que mediante una metodología participativa, los vecinos voluntariamente organizaran 2 conversatorios con otros vecinos sobre la problemática del agua.

De esos conversatorios surgieron distintas propuestas que unidas a todas las que ya se venían registrando permitieron crear por iniciativa de la RED de Vecinos de Baruta, construir una Agenda Ciudadana para enfrentar el problema del Agua en el Municipio Baruta, la cual fue aprobada con la presencia de distintos sectores y vecinos del municipio en una asamblea realizada en noviembre 2015.

Esa Agenda Ciudadana pretende influir con sus sugerencias en dos ámbitos:  el institucional y el ciudadano. El institucional reclama por la creación de un responsable municipal en la relación institucional con Hidrocapital que con conocimiento en la materia, logre servir de canal de comunicación entre el municipio, sus vecinos e hidrocapital.  Así mismo, se propone que el Concejo Municipal regule el tema del costo de los camiones cisternas, para evitar abusos en tiempos de crisis. 

Por otro lado se sugirió abrir un debate sobre el tema para evaluar la necesidad de un Plan de Contingencia, a tal fin la figura del Consejo Local de Planificación Pública, figura que existe legalmente como corresponsable de la planificación municipal se identifica como un espacio institucional idóneo para tal fin.  Así mismo, la Agenda planteó la necesidad de solicitar a la Asamblea Nacional la interpelación de Hidrocapital, no sólo por el tema de la escasez y planes de inversión; sino también por el tema de la calidad del agua que está generando mucha inquietud y preocupación entre los vecinos e integrantes de la RED.

En cuanto a los ciudadanos, se sugirió una campaña informativa de las causas y formas de prevenir las consecuencias que ya están sintiéndose; así como también apoyar con una ordenanza y de manera institucional, la conformación de mesas técnicas de agua, en los términos que dice la Ley Orgánica de Prestación del Servicio de Agua Potable, pues las mesas que ha creado el gobierno no responden a ese criterio.

Tanto la Agenda Ciudadana como los lineamientos generales para un Plan de Contingencia fueron entregados en una reunión con el Alcalde y en una sesión ordinaria del Concejo Municipal de Baruta, en los primeros días del mes de enero 2016; con ello se aspira desde la Sociedad Civil contribuir con un problema que se ha complicado con el fenómeno del niño.

¿Las autoridades locales del Municipio Baruta atenderán las sugerencias de los vecinos organizados en RED?.    La crisis llegó,  ahora en la comunidad en la que reside quien escribe, el agua no llega lunes, martes, miércoles y sábado.   Los vecinos se organizan para ver qué se puede hacer, pero en esa discusión la institucionalidad está ausente.   La crisis hace necesario que los gobiernos locales se unan con sus vecinos para enfrentar la crisis que eso genera en cada hogar y en cada espacio de trabajo, así como en clínicas, hospitales, universidades y colegios.

La Universidad Simón Bolívar en Caracas, por varios días no tuvo clases por falta de agua. El alcalde oficialista de Puerto Cabello en el Estado Carabobo, tuvo que suspender una actividad tradicional en diciembre 2015 y los carnavales ahora en febrero 2016 por la falta de agua.    El Ministerio de Ambiente fue eliminado y sustituido por un nuevo Ministerio llamado Ecosocialismo y Agua, ello ha llevado a tener poca capacidad institucional de respuesta, más cuando las instituciones que deberían existir según el marco legal en materia de gestión integral del agua, nunca llegaron a conformarse.   Así mismo, la falta de inversión en la gestión integral del agua, la ausencia de mantenimiento riguroso en la infraestructura existente, que cada día se hace insuficiente para responder al tamaño de la población, hoy se une con el fenómeno del niño y hace posible que en pleno siglo XXI, el país petrolero llamado Venezuela no tenga agua en el grifo e información para que el ciudadano tenga conocimiento sobre la gravedad y expectativa de soluciones para enfrentar la sequía.

Carlos Romero Mendoza.

Comentarios