Aqualia
Connecting Waterpeople

Frikismo en las aguas comerciales

1.097
  • Frikismo aguas comerciales

Sobre el blog

Jordi Oliveras
Ingeniero Técnico de Obras Públicas. Consultor en ingeniería hidráulica. Formador. Creador de HidrojING: consultoría, formación y recursos en Ingeniería Hidráulica e hidrología y blog temático. Profesional 3.0
Minsait
· 1097

Hace pocos días, en una de mis incursiones por mis cuentas de twitter descubrí un tweet de @mikeliturriaga (periodista y jefecillo de El Comidista, según su descripción de perfil) que me dejó algo trastornado… es el siguiente.

Respondiendo a ese tweet, otros usuarios realizaron sus aportaciones de otras excentricidades sobre el agua comercial… no pude resistir la tentación de compartirlas vía twitter, con un sencillo tweet que alcanzó más de 6.000 impresiones… y visto la repercusión virtual que ha tenido me he animado a publicar un post al respecto, recopilando algunas extravagancias sobre el agua comercial.

La toma de aguas extravagantes viene de lejos

Hoy en día vivimos en un entorno en el que muchas veces recibimos mucha información, alguna de ella quizá no del todo contrastada… es lo que se denomina infoxicación. Ya sea por exceso o por defecto (falta de información o simplemente la ignorancia) nuestras creencias y opiniones pueden verse condicionadas… y cuando la temática en cuestión es la salud, hay que ser muy precavidos para saber, o al menos intentar, diferenciar entre aquello que nos puede ser beneficioso y el simple marketing.

En el caso de las aguas nos podemos encontrar en una situación similar… Por allá el siglo XIX la hidroterapia y el termalismo disfrutaron de cierta popularidad. Incluso los médicos recetaban tratamientos de tomas de aguas de todo tipo: sulfurosas, minerales, bicarbonatadas, termales… Incluso alguna de ellas, como el Vichy, han llegado a nuestros días y las podemos comprar en cualquier supermercado.

Parece que las modas sobre medicinas alternativas, productos naturales, veganismo, etc… también han llegado al agua, distorsionando un poco la realidad  

Pero en la actualidad parece que las modas sobre medicinas alternativas, productos naturales, veganismo, etc… también han llegado al agua, y creo que nos están distorsionando un poco la realidad. Sirva como pequeña muestra la noticia que últimamente corre sobre la comercialización de agua “en bruto”, sobre la cual ya se ha comentado algo en algunas publicaciones en iAgua.

Agua artesana

Ante esta denominación de agua artesana, en mi divagante mente se apareció una imagen: un científico combinando con sus propias manos dos moléculas de hidrógeno y una de oxígeno, depositando la molécula resultante dentro de una botella.

Pero nada más lejos de la realidad… en verdad su origen es mucho más sencillo… procede de un glaciar formado en la Era del Cuaternario, situado al norte de Europa, en la zona de los lagos de Ilowo-Osada.

Será por ello que en la página de ventas se ensalzan sus increíbles 9 propiedades:

  • Artesana, sustracción subterránea
  • De altísima pureza
  • Mineralización débil
  • Baja en sodio. Para controlar la presión arterial
  • Rica en calcio. Excelente para fortalecer nuestros huesos y dientes
  • Rica en magnesio. Ayuda al buen funcionamiento del intestino y el corazón
  • Rica en bicarbonatos. Para una buena digestión
  • PH neutro
  • Extraordinariamente buena desde hace 150 millones de años

El super ecológico envase que nos acerca el agua mineral natural artesana

Todo ello presentado en un ecológico envase de 350ml mitad lata mitad botella de plástico… si os pica la curiosidad, la podéis adquirir aquí al módico precio de 1’5€, junto con otros productos estrella como el agua en tetrabrick o la bebida refrescante embotellada únicamente en luna llena.

Agua sin gluten

Y yo, iluso de mí, que creía que el gluten se encuentra en el trigo, el centeno y la cebada… Ahora resulta que los desafortunados que padecen celiaquía no tienen suficiente con preocuparse de lo que comen, sino también de qué agua beben.

Aunque parezca una broma pesada, hay aguas comerciales que han decidido incluir en su listado de características más destacadas la propiedad de ser sin gluten…


¿Quién le diría que no a un agua sin gluten?

Desconozco si se trata sólo de una manera de publicitar un producto o hay detrás un retorcido plan para aprovecharse de los miedos e indefensión de personas enfermas… Tal y como comentaba anteriormente, estamos en unos tiempos en los que somos pasto de las fake news, difundimos información sin contrastar.

Para hacer patente esta situación, y en relación con el agua sin gluten, el publicista canadiense Aaron Binder creó la empresa ficticia Clara Gluten Free water, y una web en la que se daba a conocer esta agua sin gluten. Una web super simple pero que en unos pocos días se había compartido en todo el mundo. Desde entonces, ha circulado a través de las redes sociales, apareciendo de nuevo en la palestra virtual cada cierto tiempo.

Según declaraciones del propio creador: “Es fácil indignarse ante un titular o noticia, compartirla sin verificar. Mucha gente me ha contactado a raíz de la web: algunos me amenazan acusándome de robar el dinero y aprovecharme de la gente ya que el agua no contiene gluten; algunos intuyen que probablemente sea una broma, pero no están del todo seguros; sin embargo, varias personas me contactan para hacer pedidos. A veces tengo pedidos de camiones para todo el mundo. Ha habido muchas solicitudes de pequeñas tiendas de alimentos naturales, lo que dice algo acerca de las personas que las administran”.

Agua con oxígeno... e incluso con hidrógeno

Esta sí que no os la esperabais, ¿verdad? Que sí, que el agua de por sí ya trae sus moléculas de hidrógeno y oxígeno… pero hay empresas que han decidido añadirle un extra de estos componentes.

Ya bien sea embotellada al estilo aguas con sabores de frutas ideales para refrescarse y reponerse después de una dura sesión de deporte, ya bien sea en post de unos supuestos beneficios terapéuticos introduciendo oxígeno al agua “normal” mediante un sifón (como el que prepara una espuma de calabaza al mejor estilo Ferrán Adriá), nos podemos meter un chute extra de O2 entre pecho y espalda.


Sifón para añadir oxígeno al agua... o aprovecharlo para poner el vermú

Por otro lado, la vertiente hidrogenada también parece poseer una serie de propiedades beneficiosas: previene el envejecimiento, reduce los procesos oxidativos, mejora el aspecto de la piel, reduce los niveles de grasa corporal y facilita la excreción de heces… Todo ello en unos prácticos formatos domésticos y portátiles.


Hidrogena tus aguas en cualquier lugar...

Agua deshidratada

Este sería el summum del frikismo de las aguas comerciales… si no fuera por que, evidentemente, se trata de una pequeña ironía, pero que de buen seguro podría llegar a calar entre algunos ingenuos compradores.

De hecho, es perfectamente posible comprar en Amazon una lata de agua deshidratada al módico precio de 19’95 $ la lata… Para consumirla basta con abrirla, echar su contenido en una jarra llena de agua y disfrutar de un refrescante vaso…


Una latita de agua deshidratada... esta por ejemplo caducaba en 2013

Como bien habrás adivinado se trata de un artículo de broma que surgió como elemento de decoración... pero cómo buen monstruo de las tiendas virtuales, se puede comprar en Amazon junto con otros artículos de broma como son la lata de carne de unicornio o las velas de cera de oreja…

Aguas gourmet

Otra de las nuevas modas, las aguas embotelladas más exclusivas… cómo por ejemplo el agua Fiji que últimamente Donald Trump ha vuelto a poner de moda (en su momento fueron otras celebrities como Madonna o Brad Pitt). Agua que procede de la isla Viti Levu, y que se publicita cómo agua pura producida al margen de contaminantes ambientales del mundo moderno… pero que precisamente por ser embotellada y por las necesarias logísticas de transporte añaden más contaminación al mundo…

Cómo ésta, otras rarezas: aguas procedentes de la niebla, aguas que permanecen 10.000 años heladas antes de embotellarse, aguas procedentes de debajo de cinturones volcánicos, aguas que cuesta más la botella de vidrio que su contenido y parecen más un perfume que un agua, etc.


Agua de pozo artesiano... con ínfulas de eau de toilette

Ante todo esto, sólo me queda un cosa que decir: apuesta por el frikismo del agua, sí. ¡Pero el del agua del grifo!

Espero que este post te haya gustado. Si es así, no te olvides de compartirlo en redes sociales y de dejar tu iAgua Like en forma de corazoncito azul…

La redacción recomienda

16/02/2018 · Depuración · 366 10

EDAR El Prat. Torre de carga

23/01/2018 · Saneamiento · 3.668 9

Thames Tideway Tunnel - Our Plan

09/02/2017 · 2.985 23

Sahara Forest Project: From vision to reality (revised)