5 años de intenso romance: We Love Saneamiento

170
4
  • 5 años intenso romance: We Love Saneamiento

Sobre el blog

Jorge Castañeda Pastor
Activista multi-causa. Aquí me muevo por los derechos humanos al agua y el saneamiento

En el equipo de campañas de ONGAWA estamos enamorados del saneamiento. Hace cinco años nuestros compañeros de proyectos –que trabajaban en el tema desde bastante tiempo atrás- nos presentaron y rápidamente surgió el flechazo. Este es el resumen de cinco años de intenso romance, de We Love Saneamiento.

Nuestra primera cita tuvo lugar en 2011. Ese año llevamos a diferentes lugares, entre ellos la Plaza del 2 de Mayo de Madrid, 26 tapas de váter en las que se podía leer “Derecho Humano al Saneamiento”.


Aprovechamos la ocasión, además, para invitar a la gente a unirse el movimiento global a favor del Derecho Humano al Saneamiento. Por entonces todavía 2.600 millones de personas (por eso las 26 tapas) no tenían garantizado el acceso a saneamiento mejorado.

Entre el Día del Saneamiento (19 de noviembre) y el Día de los Derechos Humanos (10 de diciembre) del año 2012 nuestra base social pudo expresar su amor hacia el saneamiento en un blog al que tenemos especial cariño dentro del equipo. Mientras nuestros voluntarios, socios y contratados escribían sobre el tema, hablábamos con varias entidades con el objetivo de hacer una montaña de canutillos de rollos de papel higiénico. El objetivo era conseguir 2.500, ese año, según el Joint Monitoring Program, 2.500 millones eran las personas sin acceso a saneamiento. Finalmente triplicamos esa cifra. La montaña y las tapas que usamos en 2011 llenaron el patio de La Casa Encendida.


Hace dos años, en 2013, minamos de heces una de las salas del Centro Cultural Conde Duque de Madrid, la Plaza del Pilar de Ciudad Real y la Plaza de la Universidad de Valladolid con el objetivo de visibilizar a los 1.000 millones de personas que practican la defecación al aire libre.


Además, pusimos en movimiento los culos de la ciudadanía para reivindicar el Derecho Humano al saneamiento a través de la iniciativa Culo veo, saneamiento quiero.

En 2014 nuestra relación con el saneamiento llegó a su momento álgido. Tan intensa era que hasta nos atrevimos a bajarnos los pantalones y simular la práctica de la defecación al aire libre en distintos lugares emblemáticos de la ciudad de Madrid. La foto que os dejo aquí abajo es una de las más vistas y compartidas en la historia de nuestro perfil de Facebook.


Además, como os contaba en otro post, tuneamos 12 imágenes de películas para contribuir al objetivo de romper el silencio sobre el saneamiento y la defecación al aire libre, en línea con lo que comentaba ese año Jan Eliasson, Vicesecretario General de la ONU: “Estoy conmovido por el hecho de que cada dos minutos y medio muere un niño a consecuencia de enfermedades ligadas con la práctica de la defecación al aire libre. Son muertes que pasan desapercibidas —no se cubren por los medios de comunicación, ni existe un debate público sobre este tema—. Rompamos el silencio”.

Este año, hace sólo unos días, también nos centramos en la defecación al aire libre. Para ello invitamos a la ciudadanía a plantar un pino en la Plaza de Jacinto Benavente de Madrid.


Dado el éxito del año pasado, nos hemos vuelto a animar a tunear, aunque esta vez nos hemos centrado en libros. Os dejo una de las portadas que hemos lanzado estos días y os invito a seguir el hashtag #saneamiento4all en redes para ver el resto.


El romance continúa y continuará. Nuestro compromiso con el saneamiento sigue siendo tan grande como el primer día. Mientras siga habiendo gente sin acceso, seguiremos diciendo We Love Saneamiento.

Comentarios