Connecting Waterpeople

Analizando la acuicultura

3
265

Sobre el blog

Pau Segui
Soy arquitecto técnico por la Univesidad de Valencia. Apasionado de la sostenibilidad, el urbanismo y la arquitectura, actualmente gerente del portal digital OVACEN.
Bentley Systems
· 265
3

Temas

  • Analizando acuicultura

No nos engañemos, la acuicultura es un tema polémico debido a las preocupaciones sobre la salud y el tratamiento de los peces en piscifactoría, pero... ¿Podría convertirse en una fuente de alimento sostenible y ayudar a preservar las poblaciones de peces silvestres?

Es un sector que no sólo proporciona al mundo una fuente de alimentos, sino que también crea puestos de trabajo y apoya las economías locales. La piscicultura podría ser útil para las economías, el hambre y las poblaciones de peces salvajes.

Como inciso, hay que recordar un dato imparable y que indudablemente nos afectará a todos, el mayor desafío al que se enfrenta la humanidad, el complicado hecho de alimentar a los 9.600 millones de personas que habitarán el planeta Tierra en el año 2050.

El mayor desafío al que se enfrenta la humanidad, el complicado hecho de alimentar a los 9.600 millones de personas que habitarán el planeta Tierra en el año 2050  

Pero... ¿Cómo está avanzando el sector a nivel mundial? Y con relación a la pesca tradicional.

  

Gráficas extraídas del Informe publicado por Apromar en 2017.

Indudablemente se puede destacar que el sector está al alza. El progreso de la acuicultura en las cuatro últimas décadas revela no sólo la vitalidad de esta actividad como técnica productiva, sino también la capacidad de innovación o de emprendimiento.

Entre nuestra variada dieta, los humanos necesitan proteínas para sobrevivir. La proteína ayuda a construir músculo, hueso y piel, y también ayuda a su cuerpo a producir y reparar tejido. La proteína le da a su cuerpo la energía que necesita para funcionar durante todo el día, y ayuda a mantener o perder peso. La proteína también contribuye a la concentración y a la función cerebral.

Los pescados y mariscos son excelentes fuentes de proteínas porque son bajos en grasa pero altos en proteínas y otras vitaminas y nutrientes. También están fácilmente disponibles para una variedad de diferentes culturas y grupos económicos. Sin embargo, a medida que la población aumenta y más personas recurren a la pesca para satisfacer sus necesidades dietéticas, las poblaciones silvestres de especies de peces disminuyen. Para combatir este problema, se han desarrollado las piscifactorías.

Piscifactorías

La acuicultura ha existido durante mucho tiempo, con las primeras evidencias que datan de China en el año 1000 antes de Cristo. Si bien la piscicultura ha cambiado y evolucionado, la práctica es esencialmente la misma: los peces, moluscos o crustáceos se cultivan en ambientes controlados para ser consumidos como alimento.

Algunas de las especies más comunes que se crían actualmente en las piscifactorías son el bagre, la tilapia, el salmón y la carpa, junto con camarones, cangrejos, cangrejos, vieiras, ostras y almejas.

La acuicultura no sólo proporciona al mundo una fuente de alimentos, sino que también crea puestos de trabajo y apoya las economías locales. Las piscifactorías en África ayudan a mantener una dieta nutritiva y proporcionan empleo a la población local.

Si se hace correctamente, también puede tener impactos menores en el medio ambiente y ser una práctica sostenible que ayuda a las especies de peces salvajes a recuperarse de la sobrepesca. También reduce la cantidad de captura incidental que ocurre con algunas prácticas de pesca. La captura incidental es la captura accidental de especies que no están siendo pescadas, incluyendo tortugas y delfines, lo cual impacta sus poblaciones.

Cualquiera puede desarrollar una piscifactoría. La práctica no se limita a negocios comerciales con grandes presupuestos y grandes peceras. Los individuos pueden criar los pescados en sus patios traseros, como crecer su propio jardín. Al igual que la piscicultura a gran escala, las piscifactorías de traspatio proporcionan la proteína necesaria para usted y su familia y una forma sostenible de criar peces que no tienen un impacto significativo en el medio ambiente.

Impactos ambientales

Con la disminución de las poblaciones silvestres de especies de peces, las piscifactorías son una forma sostenible de alimentar al mundo con las proteínas que sus cuerpos necesitan. Las piscifactorías son vistas tanto negativa como positivamente, y aún no son la solución perfecta.

Existe la preocupación de que algunas industrias superpoblen sus tanques, lo que puede conducir a enfermedades. También existe la preocupación de que los antibióticos y esteroides que reciben las poblaciones de peces afecten la salud humana.

Algunas otras preguntas que los expertos han planteado incluyen lo que les sucede a las poblaciones de peces silvestres cuando las piscifactorías están en "corrales" en mar abierto. Existe la preocupación de que las enfermedades puedan propagarse de los peces enjaulados a las poblaciones silvestres o de que si los peces de piscifactoría escapan, puedan cambiar la biodiversidad de un ecosistema de una forma contundente.

Estas preocupaciones son legítimas y vale la pena estudiarlas para determinar si hay formas de mitigarlas. La tecnología y la ciencia están avanzando para que las piscifactorías sean respetuosas con el medio ambiente, sostenibles y reduzcan el impacto sobre las poblaciones de peces silvestres y el medio ambiente.

Siempre hay espacio para mejorar, y a medida que los seres humanos se vuelven más conocedores de las prácticas de piscicultura, esta industria continuará mejorando. A su vez, esto ayudará a las poblaciones de peces silvestres - y otras criaturas marinas - para que no sean sobreexplotadas o convertidas en captura incidental.

No hay una solución perfecta para el problema de proteger nuestro planeta y encontrar una manera de alimentar a una población creciente. Los seres humanos han hecho mucho daño al medio ambiente y a las poblaciones de animales salvajes más allá de los peces. 

Comentarios