Redacción iAgua
Connecting Waterpeople
Agencia Vasca del Agua
Fundación Botín
LACROIX
Idrica
RENOLIT ALKORPLAN
Cajamar Innova
Lama Sistemas de Filtrado
s::can Iberia Sistemas de Medición
Hidroconta
Vector Energy
ESAMUR
Fundación CONAMA
ACCIONA
ADECAGUA
AGS Water Solutions
Centro Nacional de Tecnología de Regadíos (CENTER)
FENACORE
Laboratorios Tecnológicos de Levante
Hidroglobal
IRTA
ISMedioambiente
TEDAGUA
Saint Gobain PAM
EPG Salinas
FLOVAC
Asociación de Ciencias Ambientales
Baseform
Schneider Electric
Rädlinger primus line GmbH
Innovyze, an Autodesk company
J. Huesa Water Technology
Molecor
KISTERS
ICEX España Exportación e Inversiones
TRANSWATER
IAPsolutions
Almar Water Solutions
Amiblu
Fundación Biodiversidad
Aqualia
Kamstrup
Filtralite
AECID
Red Control
HRS Heat Exchangers
GS Inima Environment
Likitech
Minsait
Ingeteam
Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia
SCRATS
Global Omnium
Xylem Water Solutions España
ADASA
Barmatec
Sacyr Agua
Grupo Mejoras
TecnoConverting
Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico
ONGAWA
CAF
Catalan Water Partnership
Hach
DATAKORUM
Sivortex Sistemes Integrals
Confederación Hidrográfica del Segura
AMPHOS 21

Se encuentra usted aquí

Legionella (Prevención y Actuación)

  • Legionella (Prevención y Actuación)

Cuando se produce un brote de legionelosis, la velocidad en identificar la fuente exacta es clave, así como la de estar totalmente prevenido para evitar nuevas infecciones. El número creciente de brotes de legionelosis en los últimos años nos avisa de que la legionella es un importante desafío para la salud pública, la prevención frente a posibles brotes es totalmente clave para minimizar al máximo el riesgo de contagio en personas. Los principales causantes de la proliferación y dispersión de esta bacteria son sistemas en los que el agua es el principal activo: aspersores, conductores de agua potable, condensadores evaporativos, nebulizadores, torres de refrigeración, piscinas de hidromasaje, fuentes etc... Por ello siempre es principalmente importante adelantarse y así prevenir cualquier formación, contagio o dispersión.

La búsqueda de soluciones para su prevención y erradicación están siempre en constante movimiento, existen tecnologías para la detección y tipificación del patógeno que aportan información acerca del origen. Pero las más eficaces y fiables son las de prevención, hablamos del ozono y de los equipos ultravioleta, sistemas avanzados que permiten mantener una estabilidad previa, para así evitar la formación y proliferación de este gran problema. Esta tecnología avanzada permite y asegura una perfecta desinfección preventiva en los lugares que se pueda ocasionar esta infección, eliminando por oxidación patógenos en el agua y en el aire. Gracias a su gran capacidad oxidativa el ozono se posiciona como un producto muy eficaz y desinfectante, presenta un amplio espectro microbiano, mayor que el cloro y sus derivados.

Usuarios y entidades sanitarias afirman y corroboran la eficacia del ozono para prevenir con mucha seguridad la legionella, aparte de resaltar que se trata de una tecnología limpia, segura y medioambientalmente muy recomendable. Hablamos de que es un agente alternativo a productos químicos, que también depura aguas residuales y desodoriza olores procedentes de procesos productivos y de otras actividades de la industria.