Riegos de Levante corta el suministro de agua a la comunidad de El Canal por una deuda de 740.000 euros

57
0
57

La Comunidad General de Riegos de Levante de Elche (Alicante) ha procedido este martes al corte del suministro de agua a una de sus comunidades de base, la de El Canal, a la que reclama una deuda de 740.000 euros, acumulada en los ejercicios de 2008 a 2012, y que esa entidad de regantes no reconoce.

Los recursos de alzada presentados por El Canal han sido rechazados por la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), por lo que la Junta de Gobierno de Riegos de Levante, en virtud de los acuerdos adoptados recientemente por la Asamblea General de la entidad, ha optado por cortar el suministro de agua para el riego, lo que afecta a casi 7.000 agricultores que trabajan alrededor de 8.500 hectáreas de cultivo.

El portavoz de la Comunidad General de Riegos de Levante, Ángel Urbina, ha explicado en una comparecencia antes los medios de comunicación que esa deuda que se reclama está auditada y "es conocida perfectamente" por la Comunidad de Regantes de El Canal, cuyo presidente forma parte de la Junta de Gobierno de la Comunidad General.

Más de 324.000 euros de la deuda corresponde a la adquisición de los contadores para la modernización de los regadíos de la comunidad de El Canal

Urbina ha explicado que más de 324.000 euros de esa deuda corresponde a la adquisición de los contadores para la modernización de los regadíos de la comunidad de El Canal, así como al coste de su instalación. El montante económico restante reclamado es consecuencia de los servicios realizados por los técnicos de la Comunidad General de Riegos de Levante en la comunidad de base entre los años 2008 y 2012, "que como ocurre con el resto de comunidades bases se abonan a la Comunidad General", ha apuntado Urbina.

"Las ordenanzas están para cumplirlas", ha señalado Ángel Urbina que ha considerado que la Comunidad de Regantes de El Canal, que representa más del 30 por ciento de los agricultores integrados en Riegos de Levante, "no reconoce la deuda porque se está haciendo un boicot a la Comunidad de Regantes, e incluso no se aceptan las auditorias realizadas, que se han contratado por mandato de la Asamblea General".

El portavoz de Riegos de Levante ha añadido que la entidad tiene que pagar a la Confederación Hidrográfica del Segura alrededor de 700.000 euros y ha matizado que si la Comunidad de Regantes de El Canal no salda su deuda, "la Comunidad General no podrá hacer frente a ese pago" por lo que la Confederación Hidrográfica aplicará unos intereses de demora del 20 por ciento en la deuda, lo que supondría "pagar 140.000 euros en concepto de intereses y la Comunidad General no puede hacer frente a ese desembolso".

"Deuda no notifocada"

Desde la Comunidad de Regantes de El Canal, su presidente desde el mes de abril del pasado año, Javier Berenguer, ha denunciado en declaraciones a Europa Press que la deuda que se le reclama "no ha sido notificada".

Berenguer ha criticado además que el pasado viernes se presentó un aval por valor de esos 740.000 euros que se reclaman. Un documento que la Comunidad General de Regantes no ha aceptado dado que la disposición de ese dinero, ha explicado Urbina, se supedita a la resolución judicial del conflicto si finalmente el mismo llegara a los tribunales.

"No debemos ni un euro en concepto de agua, volveremos a presentar el aval que nos han rechazado y en cualquier caso para pagar lo que se nos reclama tenemos que saber los conceptos en los que se basan esa deuda, que aún desconocemos", ha concluido Berenguer que ha añadido que los efectos del corte en el suministro de agua para el riego pueden ser "devastadores" para los cultivos, comenzando a notarse cuando lleven "tres o cuatro días" sin poder ser regados.

Comentarios