Acuasur pone a disposición del Ayuntamiento de Toledo la actuación de tratamiento de olores en la EDAR de Santa María de Benquerencia

94
0
94

El director general de la Sociedad Estatal Aguas de las Cuencas del Sur (Acuasur), Emilio del Pozo Mariño, y el alcalde de la ciudad de Toledo, Emiliano García-Page, han recorrido esta mañana las obras, ya finalizadas, del proyecto de tratamiento de olores en la Estación de Tratamiento de Aguas Residuales de Santa María de Benquerencia, en Toledo.

La actuación, que cuenta con una inversión de 1,8 millones de euros, ha tenido como objetivo eliminar los olores causados por la depuradora existente, para lo que se ha actuado en la línea de confinamiento de recintos y en el tratamiento químico de los gases generados.

Las pruebas de funcionamiento realizadas hasta la fecha han arrojado resultados muy satisfactorios.

El proyecto ha incluido los siguientes trabajos:  

- Obras de confinamiento adicionales e instalación de puertas automáticas en edificios de pozo grueso y predesbaste, estación de bombeo de agua bruta, pretratamiento, tratamiento biológico, decantación primaria y espesamiento de fangos.

- Remodelación y ampliación de conductos de extracción de gases y sistemas de ventilación.

- Ampliación de los sistemas de tratamiento de gases existentes, con una capacidad de 20.000 metros cúbicos hora hasta 40.000.

- Instalaciones de almacenamiento y dosificación de aditivos de desodorización.

- Instalación de un sistema de vigilancia y control de olores.

Las obras no han supuesto una modificación de la capacidad de tratamiento de la EDAR, diseñada para tratar 14.000 metros cúbicos al día y una población equivalente de 285.000 habitantes.

Acuasur, dependiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, está ejecutando en Toledo las obras de la nueva EDAR de Estiviel, que contará con un caudal medio de 36.000 metros cúbicos día. El presupuesto de adjudicación asciende a 19,9 millones de euros.

Por un importe de 9,3 millones de euros, la Sociedad Estatal está acometiendo también las obras del colector, que tendrá una longitud de aproximadamente 6 kilómetros y llevará las aguas residuales de la actual depuradora a la nueva EDAR de Estiviel. La capacidad máxima de transporte será de 4 metros cúbicos por segundo.

Comentarios