El puente de Martutene y la pasarela de El Pilar serán demolidos en noviembre

62
0

Sobre la Entidad

Agencia Vasca del Agua
Agencia Vasca del Agua, organismo dependiente del Gobierno Vasco y encargado de la gestión hidráulica ejerciendo de organismo de cuenca en las Cuencas Internas del País Vasco.
  • puente Martutene y pasarela Pilar serán demolidos noviembre

El alcalde de San Sebastián, Eneko Goia, y la consejera de Medio Ambiente y Política Territorial del Gobierno Vasco, Ana Oregi, han visitado las obras de la primera fase del proyecto para la defensa ante inundaciones del Urumea en Martutene con el fin de conocer de primera mano la evolución de las obras antes de la temporada de invierno. Según la Sailburu Ana Oregi ”las obras van a buen ritmo y, frente a posibles aguas altas, desaparecen dos de los obstáculos hidráulicos que más problemas han causado en episodios anteriores: el antiguo puente de Martutene y la vieja pasarela de El Pilar”

El director de la Agencia Vasca del Agua-URA, Iñigo Ansola, ha explicado que a lo largo de los últimos meses “se ha trabajado preeminentemente en el encauzamiento del tramo y el tramo del Urumea, a su paso por Martutene, dispondrá de una anchura que varía entre un mínimo de 45 metros y un máximo de 50 metros, mayor que la anterior lo que incidirá en mayor capacidad para desaguar las crecidas”.

Por su parte el alcalde de Donostia-San Sebastián, Eneko Goia, ha considerado los trabajos en curso en ese punto del río Urumea como una “oportunidad para la mejora urbana, ya que van a influir en la regeneración de la zona que también gana en conectividad con el acceso al centro de la capital”.

Si la meteorología lo permite, URA acometerá actuaciones imprescindibles para incrementar la capacidad hidráulica del Urumea en Martutene como la demolición del puente de Martutene prevista para la segunda semana de noviembre -previa apertura provisional de la nueva pasarela peatonal de El Pilar- y la retirada de la pasarela peatonal actual de El Pilar prevista para finales de noviembre.

Mientras se acomete la construcción del nuevo puente de Martutene, el tráfico peatonal será desviado por un nuevo vial acondicionado por Okendotegi —al que se accederá desde la nueva pasarela de El Pilar— y para el tráfico de vehículos, se ha acondicionado un vial de doble sentido en Sarroeta.

Según Ana Oregi ”las obras de defensa ante inundaciones del barrio de Martutene van a buen ritmo y nos van a permitir enfrentarnos a posibles episodios de aguas altas sin dos de los obstáculos hidráulicos que más problemas han causado: el puente de Martutene y la pasarela de El Pilar”. La Consejera ha reiterado la necesidad de contar con “la realidad fluvial a la hora de gestionar el territorio urbano en nuestros pueblos y ciudades”.

“Administraciones y ciudadanía convivimos con los ríos y hemos de adaptarnos a la recurrencia natural de sus crecidas por lo que es necesario respetar las zonas inundables donde las crecidas se expanden. Ello aporta seguridad a personas e infraestructuras, nos permite dejar de dar la espalda a un espacio de gran valor ecosistémico y evita tener que invertir y alterar los ríos en la defensa ante inundaciones de nuevos entornos urbanos. Afortunadamente se trabaja ahora con más previsión”.

Cauce

Oregi ha explicado que “la defensa ante inundaciones en esta primera fase se ha hecho de forma que el nuevo cauce conserve el lecho del cauce actual, sin afecciones al mismo, y se ha tratado de lograr la naturalización de las riberas, con taludes susceptibles de albergar vegetación, todo ello con el objetivo de reducir al afección que las obras puedan generar en el Urumea”.

“El encauzamiento y la sustitución de los puentes de El Pilar y Martutene son actuaciones necesarias para incrementar la seguridad ante inundaciones en Donostia puesto que, además de incrementar los umbrales de seguridad en el entorno inmediato de Martutene para crecidas con periodo de retorno de 500 años, la mejora de la capacidad hidráulica redundará muy significativamente en el descenso de la lámina de agua aguas arriba, extendiendo así el incremento de la seguridad hidráulica agua arriba” ha indicado la Sailburu Oregi quien ha añadido que “se trata de unas obras que aportan una solución a un problema recurrente en Martutene como son las inundaciones derivado de una forma no sostenible de hacer ciudad y que no incluía al territorio fluvial”.

Oregi ha recordado que el “presupuesto de la Fase 1 para la defensa ante inundaciones del barrio donostiarra de Martutene asciende a 19 millones de euros y su período de ejecución estimado es de 30 meses pero, si la meteorología lo permite, tal vez podría reducirse esa estimación”.

La primera fase de los trabajos corresponde al tramo de aguas arriba del puente de Martutene. La segunda abarcará las actuaciones del tramo aguas abajo del puente de Martutene hasta el punto final de la actuación coincidente con el puente de Lugañene de la carretera GI-131, y su período de ejecución es de 12 meses. Oregi ha matizado que “el riesgo 0 en ante las crecidas no existe, pero este proyecto incrementará de forma muy considerable los umbrales de seguridad para la ciudadanía de Martutene”.

Comentarios